Así fueron rescatados estos pobres Slow Loris justo antes de ser vendidos por internet

Los slow loris son una de las especies de primates más amenazadas, según la clasificación realizada desde el 2014 por la Unión internacional para la conservación de la naturaleza y los recursos Naturales (UICN).

Cada vez se extiende más el tráfico cibernético de vida silvestre y con esto se deteriora el ciclo de vida de muchos animales, poniéndolos en riesgo de su extinción. Para empeorar la situación, mientras esperan a ser vendidos son tratados de la peor manera.

Los vendedores sólo los ven como objetos, no se preocupan por su alimentación ni salud y muchos mueren en pocas horas, si es que no mueren durante las torturas a las que algunos llegan a ser sometidos.

Estos 19 Slow loris fueron confiscados por la Dirección General de Aplicación de la Ley, el Ministerio de Medio ambiente y bosques de Indonesia y la Subdirección para la protección y seguridad de los bosques en Ciberon, Java Occidental.

El equipo de International Animal Rescue colaboró con la atención de los Slow loris, sin embargo un recién nacido no logró sobrevivir y el resto presentaba deshidratación grave e infecciones oculares.

La situación en la que fueron encontrados fue sumamente triste, pues habían sido metidos en cajas blancas plásticas en las que no podían erguirse siquiera, permanecían apretados en una orilla de la caja muertos del terror.

Presentaban un comportamiento bastante violento y sus dientes aun no habían sido arrancados, como suele pasar con el resto de Slow loris que son capturados para su venta por Internet, por lo cual se dedujo que no tenían mucho tiempo en cautiverio, aún así su salud estaba realmente afectada.

“Estamos enviando un contundente mensaje a todos los comerciantes en línea de la vida silvestre para informar que la policía no tolera este tipo de casos de comercio ilegal de animales. Los autores pueden ser procesados ​​bajo la Ley 5/1990, el artículo 21 de la “Ley de Protección Natural en Indonesia y recibir hasta cinco años de prisión y una multa de 100 millones de Rupia Indonesia (alrededor de $ 7400)”, dijo Achamad Pribadi, Jefe de la Sub dirección de protección y seguridad de los bosques.

Pero el problema no se soluciona solo con confiscar algunos de los pocos animales que llegan a ser rescatados, el verdadero origen del problema son aquellas personas que los compran. Actualmente IAR indonesia realiza una campa de concientización en el público para que sean cada vez menos las personas que compren animales en peligro de extinción como si de mascotas se tratara.

El superintendente Roostanto Mada de la policía Majalengka agregó: “El sospechoso violó la Ley 5/1990 de la Ley de Protección Natural debido a que se negociaba una especie de primates protegidas. Alcanzó los loris lentos en el medio silvestre y luego los vendió en las plataformas de medios sociales en línea “.

International Animal Rescue (IAR)

Tu puedes ayudar a que los animales amenazados sean rescatados, ya sea realizando una donación a IAR o bien firmando aquí un compromiso para no apoyar el comercio ilegal de animales.

Comparte esta publicación para que más personas sean consientes del problema actual que hay con el tráfico ilegal de animales en peligro de extinción y los deplorables tratos que reciben.

¿Te gustó?
¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!