¡ATROZ! Cazadores le arrebataron a este langur lo que más quería, pero el final es alentador

La historia de Piak, un langur de anteojos bebé, tiene una inicio desgarrador. Hasta hace algunas semanas Piak y su madre vivían juntos en una selva en Tailandia. Lamentablemente su tranquilidad se vio quebrantada por los cazadores furtivos de la zona; a pesar de la presencia del pequeño, asesinaron a la madre de Piak y fue convertida en su cena. Afortunadamente, un hombre que vivía cerca se dio cuenta de la situación de Piak y fue a su rescate. Alejó al indefenso mono de los cazadores y contactó con la Fundación Wildlife Friends Thailand con la esperanza de que su equipo de especialistas pudiera asistir a Piak y mejorar su estado de salud.

Este es el pequeño Piak, desgraciadamente su historia empieza de manera muy parecida a la de otras inocentes criaturas que habitan en las selvas del Sudeste Asiático.


El equipo de rescate llegó justo a tiempo ya que a pesar de que el lugar se encontraba a varios cientos de millas de distancia, hicieron todo lo posible por llegar rápidamente y auxiliar a Piak, quien se encontraba muy débil. Como consecuencia, el pequeño tuvo que ser trasladado a la unidad de cuidados intensivos, donde el equipo está trabajando arduamente para conseguir que Piak se recupere y salga adelante a pesar de las adversidades.

Piak ha quedado huérfano, pero afortunadamente ya se encuentra en buenas manos.


Los langures de anteojos, como Piak, son especies amenazadas a lo largo de Malasia, Myanmar y Tailandia ya que además de ser cazados como alimento, están amenazados por la extensa pérdida de hábitat natural de la región. Con frecuencia son atropellados por los vehículos que circulan en la zona.

Resulta muy lamentable que especies indefensas como Piak y su madre estén amenazados constantemente y no puedan disfrutar de una vida tranquila y feliz dentro de su hábitat natural.


Dichosamente la historia de Piak podría tener un final feliz. Gracias a que fue rescatado su futuro cambió. Si no hubiera sido así, probablemente en lugar de haber sobrevivido a la deriva, habría terminado como una mascota exótica o en el mercado negro de especies silvestres.

Las esperanzas son altas y todo apunta a que el pequeño Piak saldrá adelante.

Piak no pierde la oportunidad de demostrar su agradecimiento con el hombre que le salvó la vida. ¡Qué conmovedor!

El equipo de asistencia está haciendo todo lo que está en sus manos para mejorar las condiciones de salud de Piak, así como su estado de ánimo.

No cabe duda de que Piak es un guerrero y desde el inicio se aferró a la vida. 

Afortunadamente su futuro es alentador y esperemos que pronto sane completamente.

Wildlife Friends Foundation Thailand

Wildlife Friends Foundation Thailand

Ojalá pronto tengamos la dicha de ver a este hermoso mono bebé totalmente recuperado y lejos de cualquier amenaza.

¡Comparte esta estremecedora historia y ayuda a crear conciencia! Cuidemos a nuestros animalitos

¿Te gustó?

Te recomendamos

Deja tu comentario

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!

¿Te gustan los animales?

Apóyanos en nuestra labor de difundir el respecto y amor hacia los animales con un me gusta. Ellos te lo agradecerán. ¡GRACIAS!