Sale a la luz el maltrato de unos cuidadores a 2 osos panda bebé en China

Salió a la luz pública un video que corresponde a las cámaras de vigilancia del Chengdu Research Base, uno de los centros de fertilización y crianza más grandes de la República de China, que además es un destino turístico muy conocido a nivel nacional. En la filmación se ve el abuso y maltrato físico de uno de los empleados del lugar hacia dos pandas bebé, llamados Rourou y Manman. ¡Qué vergüenza, pobres animales!

En el video de dos minutos de duración, se muestra un registro del 12 de julio en el que dos osos panda bebé intentan escapar del encierro en el que se encuentran. La reacción del cuidador es agarrarlos violentamente, empujarlos y tirarlos al suelo, en repetidas oportunidades. Por supuesto estas imágenes han despertado la ira en los medios de comunicación y redes sociales, en los que los activistas de animales alrededor del mundo manifiestan su indignación ante estos hechos.

El cuidador de osos pandas que salió en la filmación se llama Guo Jingpeng, él le explicó a los medios que estaba alimentando a los animales cuando uno de ellos empezó a jugar. “Me mordió muy duro la mano, sus dientes cortaron la carne y comencé a sangrar. Cuando me intentó morder de nuevo, lo empujé por instinto“. Además, alegó que el video fue editado para que su “reacción natural” parezca peor de lo que fue. Otros integrantes del personal están de acuerdo en que ese comportamiento puede ser un problema en los pandas bebé.

“Cuando vimos el video creímos que los miembros del personal reaccionaron de forma exagerada, a pesar de que no querían hacerle daño a los pandas”, dijo Wu Kongju, un asistente de investigación en el lugar. “Pero esperamos que la gente sea más comprensiva con los cuidadores de pandas, porque a pesar de que lucen adorables, son muy fuertes y pueden ser violentos

Muchos comentarios se han hecho en las redes sociales, hay gente que no cree en las explicaciones que han dado. Uno de los argumentos es que Jingpeng no lleva nada que le proteja el cuerpo, ni guantes para tratar con los osos. Después de hacer una investigación interna, la organización le pidió a su personal que trate a los pandas de forma más gentil en caso de que haya mordidas o raspones, pero aún no han tomado medidas contra Jingpeng.

Las cifras de los pandas han subido y eso es una buena noticia. Un censo del 2014 reveló que había 1.864 pandas gigantes en el mundo salvaje, y un total de 2.060 vivos en el mundo. Mientras que en el 2016, esa misma especie pasó de “en peligro de extinción” a “vulnerable” en la lista roja de especies amenazadas de la Unión Internacional por la Conservación de la Naturaleza (IUCN).

A pesar de que el panda gigante es visto como un tesoro nacional en China y el Gobierno los protege, esta no es la primera vez que una de estas instalaciones para fertilización y crianza se comporta de forma cruel hacia ellos. Lugares así se han convertido en una industria multimillonaria, cuyo propósito de devolver a los pandas a la vida salvaje ha ido quedando en segundo plano.

The Dodo

En sitios como Chengdu, las crías son separadas de sus mamás al nacer y maduran allí para luego ser exhibidos en viveros o vendidos a zoológicos extranjeros a altos precios. Además de eso, las hembras adultas son sometidas a continuas sedaciones e inseminaciones para la reproducción continua, porque de esa forma se cumple con el número de crías “necesarias”.

Esta es una realidad que no puede seguir escondida. A pesar de que el video es muy difícil de ver y es doloroso, ese material es un paso hacia adelante porque revela el maltrato que sufren algunos pandas allí dentro, a puerta cerrada. Pobres animales, víctimas de la avaricia del ser humano en muchos casos. Por fortuna hay personas interesadas en difundir esta información y hacer algo al respecto.

Te invitamos a difundir esta información y compartir esta noticia con todos tus conocidos.

¿Te gustó?

EL VIDEO DEL DIA

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!