En Australia, una familia encontró una pitón con algo realmente zoorprendente en su estómago

Australia es conocida por tener gran variedad de animales, y no sólo eso, también es conocida porque muchos de estos animales pueden encontrarse incluso en las casas. Golden Coast es una zona muy cercana al desierto, por lo cual es muy normal ver a diario pitones y algunas arañas venenosas.

Las pitones son grandes serpientes que pueden tragar enormes presas debido a su tamaño; anteriormente se han encontrado casos de pitones que se tragan animales que son demasiado grandes para ellas y lamentablemente ambos animales mueren.

Pero la historia que te traemos hoy es incluso más impresionante. En un día que parecía normal, una familia escuchó ruidos extraños en su casa y pensaron que un ladrón estaba intentando entrar. Al ir al lugar de donde provenía el ruido descubrieron que se trataba de una pitón.

Lo extraño del asunto es que la pitón tenía un bulto muy grande en su cuerpo, esto preocupó a la familia y la llevaron de inmediato a un centro médico veterinario donde pudieran revisar su estado de salud.

Tras hacerle unos rayos X, descubrieron que la pitón tenía algo atorado dentro de sí, algo que no era capaz de digerir.

Es por esto que los veterinarios se vieron obligados a realizarle una cirugía de emergencia a la serpiente. Durante la operación, los veterinarios estaban totalmente sorprendidos, pues lo que sacaron de la serpiente no era nada que pudieran esperarse.

Se trataba de un oso de peluche. Más tarde supieron que este era el juguete del perrito de la familia y por el olor que tenía impregnado este osito de peluche, la serpiente lo consideró totalmente apetitoso. Lamentablemente, eso luego le causó mucho dolor al no poder procesarlo.

Afortunadamente, el oso de peluche fue removido a tiempo, evitando así una infección para esta hermosa serpiente, lo cual le hubiese causado su muerte sin duda alguna.

Esta serpiente tuvo mucha suerte de que la encontraran, pues ella no hubiese podido digerir por completo este juguete y se le iba a quedar atascado en sus intestinos causando una infección mortal.

La pitón sobrevivió a la operación, estuvo algún tiempo recuperándose del daño que se había causado en su estómago, hasta que estuvo totalmente sana. Al estar en perfectas condiciones, fue puesta libre en la naturaleza.

El oso de peluche fue devuelto a la familia a la que pertenecía, pero él no fue tan afortunado, pues durante el trayecto dentro del cuerpo de la serpiente se ensució y se dañó mucho. Sin embargo, después de varias lavadas, el osito se convirtió en un gran recuerdo de este sorprendente suceso.  

Relayhero / Davidwolfe

Siempre que te encuentres con un animal con el que no puedes tratar o que necesita ayuda, no dudes en contactar con un veterinario, una organización que te pueda ayudar o con los autoridades pertinentes.

¡Comparte esta sorprendente historia con tus amigos!

¿Te gustó?

EL VIDEO DEL DIA

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!