En Madrid los perros entrenados serán quienes acaben con la violencia de género

A las mujeres que han llegado a sufrir alguna situación de violencia de género, quedan marcadas por mucho tiempo y necesitan de ayuda profesional para salir adelante. Pero llevar a un policía, psicóloga, a todos lados las 24 horas del día es algo complicado.

Así como a las personas con discapacidad o ciegos, cuentan con un perro de apoyo, las víctimas de género que cuenten con una orden de restricción, tendrán la posibilidad de obtener un perro entrenado de apoyo. Puedes firmar la petición de Change.org aquí, para que así suceda.

Las mujeres que hayan sido víctimas de violencia género podrán realizar una solicitud para obtener un perro de apoyo, posteriormente serán evaluadas psicológícamente para saber si es apta para cuidar del perro y brindarle una vida digna.

En caso de ser aceptadas, tendrán que realizar un curso de 20 horas sobre adiestramiento en la escuela canina y 250 horas de aprendizaje complementario como temas de contacto y conocimiento de trato a los animales en la Fundación Mariscal.

Estos perros son capaces de defender sin morder, no se alteran si les gritan o si les ofenden, sino que es la mujer la que debe darle la orden al perro para que la defienda.

Los perros suelen ir por la calle con un bozal especializado para que sean capaces de ladrar e intimidar pero no de morder. Son entrenados para que intenten disuadir el conflicto y advertir al agresor que debe alejarse.

Si el agresor insiste, el perro lo atacará con un golpe, ya que la punta de su bozal, está reforzada con un estructura de metal.

En el 2016 ya eran 15 las mujeres con acceso a esta clase de protección, mujeres que ya lo han pasado bastante mal pero una vez que tienen a un perro junto a ellas comienzan a sentirse más seguras y paulatinamente inician su vida de nuevo.

Ahora solo queda un problema y es la restricción de entrar con perros a ciertos lugares en la ciudad de Madrid.

Si las mujeres no pueden ir a todos lados con sus perros, quedan expuestas, en esos momentos no tengan la protección necesaria.

Una petición de change.org lanzada por José Caballero, explica que estos perros también están adiestrados para ser sociables, en especial con los niños, no son perros de ataque y no han sido entrenados para ello.

“Actúan únicamente cuando se les activa la orden de proteger a la víctima en caso de detectar una posible agresión”.

Hay mujeres que han estado meses metidas en su casa por miedo, y que con el acompañamiento de sus perros han recuperado sus ganas de vivir. Salen a la calle, se relacionan, hacen planes, vuelven a sentir libertad en un paseo“.

“El problema es que cuando estas mujeres salen de casa con sus perros y quieren entrar a tomarse algo en un bar, a hacer la compra en el supermercado o a mirar una tienda de un centro comercial, no pueden hacerlo porque en la mayoría de los establecimientos no se permite la entrada de los animales“.

Los perros guías tiene autorización para entrar a casi cualquier lugar, como el metro o restaurantes, se trata de perros adiestrados tal y como los llamados pepos que protegen a las mujeres. Por lo cual, lo que se pretende conseguir es una legislación que les permita entrar a lugares públicos con sus perros.

Change.org / El Confidencial Digital / Metro Madrid

Si esto se logra, cada vez serán más las mujeres que estén protegidas las 24 horas, que reciban apoyo de un animal y por supuesto, también se les da la oportunidad a muchos perros de ayudar a otros.

Colabora con esta causa firmando la petición, también puedes ponerte en contacto con la Fundación Mariscal para pedir más informes acerca de la protección que brindan estos perros y el método de entrenamiento que tiene que es totalmente seguro para los perros.

Comparte esta nota y firma la petición para que se acabe la violencia de género.

¿Te gustó?

EL VIDEO DEL DIA

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!