La cabra enana que nació sin piernas tiene una silla de ruedas… y todo el cariño del mundo

En un mundo donde escuchamos espantosas historias de maltrato animal, es gratificante leer otras como la de Baine, una cabra enana nigeriana, nació con un problema pero que sus dueños decidieron ayudarle a superar.

El problema es que Baine no podía mover sus patas traseras pero tampoco podía mover mucho las delanteras debido a una disfunción genética que no la iba a dejar caminar o mantenerse parada.

Preocupados de no poder darle el cuidado que una cabra con sus problemas podía tener, sus dueños se pusieron en contacto con Heartland Farm Sanctuary, un refugio de Wisconsin, Estados Unidos, para ver si ellos podían darle un hogar a Baine.

El pequeño Baine apenas nació.

Baine-cabra-sin-piernas 7

En Octubre del 2014 el pequeño se mudó a la granja, cuando tenía 2 años. Y a pesar de los desafíos que tuvo que afrontar Baine encontró la forma de moverse dentro del refugio, usando los  tobillos para caminar.

Como resultado, Baine generó úlceras de decúbito, por lo que tuvieron que vendarle los tobillos y tratarle con medicamentos cada tanto los lugares donde generalmente se lastima.

Baine siendo visitado por algunos de sus amigos de la granja.

Baine-cabra-sin-piernas 2

Él nunca pareció sufrir por sus problemas motrices y siempre se mostró alegre y simpático.

Baine-cabra-sin-piernas 3

A pesar de no poder caminar adecuadamente, lograba disfrutar del día.

Baine-cabra-sin-piernas 4

Las solución para mantener a Baine más activa fue construirle una silla de ruedas a medida, la que construyó la Universidad de Wisconsin, y el último modelo de la silla pudo estrenarla en mayo del 2015.

Sus cuidadores aseguran que en sólo un día aprendió a usarla, y desde entonces sólo ha perfeccionado sus movimientos alrededor de la granja.

Este es Baine con su silla de ruedas fabricada especialmente para él.

Baine-cabra-sin-piernas 10

Antes debía permanecer vendado para cubrir sus heridas, ahora sólo las mantiene para no lastimarse.
Baine-cabra-sin-piernas 5

Hoy Baine no sólo deambula con su silla por todos lados, sino que también adora que la cepillen todos los días, manteniendo su hermoso pelo sedoso. Además lo bañan dos veces al día, algo que disfruta muchísimo.

El bañar y peinar a los animales es además la tarea favorita del equipo de cuidadores de la granja, quienes aseguran que Baine se queda dormido mientras le secan el pelo con el secador.

Cuando no está recibiendo estos cuidados dignos de un spa, este cabrito está jugando con sus amigos, como Blossom, la oveja o Tyron, otra cabra.

Baine-cabra-sin-piernas 11

Para el personal de la granja este cabrito es excepcional ya que no sólo superó sus desafíos físicos sino que desarrolló la personalidad más adorable y feliz del mundo. Es una gran inspiración para la mayoría de los niños y adultos que visitan la granja, mucho de los cuales también luchan con discapacidades como Baine.

La silla le permite alimentarse por sus propios medios, algo que antes le costa mucho hacer.

Baine-cabra-sin-piernas 9

Quienes lo conocen aprende rápidamente a quererlo, no sólo por ver sus ganas de superación, sino por su dulce y simpático carácter.
Baine-cabra-sin-piernas 1

bainethegoat – Instagram

Además puedes ver en este video la estrella del refugio disfrutando de sus minutos de “spa”.

Todas las aventuras de Baine están retratadas en su perfil de Instragram, bainethegoat.

Si quieres colaborar con Heartland Farm Sanctuary puede hacerlo ingresando en este link.

Es, sin dudas, una historia de superación ¡Compártela!

¿Te gustó?

Te recomendamos

Deja tu comentario

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!

¿Te gustan los animales?

Apóyanos en nuestra labor de difundir el respecto y amor hacia los animales con un me gusta. Ellos te lo agradecerán. ¡GRACIAS!