La inspiradora historia del hombre que lleva más de 20 años rescatando gatos callejeros

Willie Ortiz ha estado alimentando gatos callejeros durante los últimos 24 años de su vida, y no parece tener planes de detenerse pronto. Él tiene 76 años y es de Puerto Rico, su hogar en este momento está en Hartford (Connecticut). Allí, como en la mayoría de las ciudades, hay un grave problema con la cantidad de gatos que viven en la calle.

“Vi a muchos gatos callejeros, y la gente estaba empujándolos y dándoles patadas”, dijo Willie. 

Al ver eso supo que tenía que ayudar. No podía adoptarlos todos, por supuesto, pero buscó la mejor manera de colaborar. Empezó a alimentarlos y a llevarlos a esterilizarse.

Si alguno de los gatos se encontraba enfermo, Willie lo llevaba a casa para cuidarlo. También intentaba encontrarles hogar, logró ubicar a varios bajo techo.

“Ellos necesitan ayuda”, dijo Ortiz. “Yo quiero asegurarme de que tengan comida y estén saludables”

En este momento Ortiz está cuidando aproximadamente a 68 gatos callejeros en 16 colonias distintas. Una colonia es un grupo de gatos que viven juntos en una locación específica, como por ejemplo un basurero o edificio abandonado.

“Las colonias están en constante cambio. Algunas veces los gatos son atropellados por carros, o no logran sobrevivir al invierno, otros se quedan de un lado al otro porque algunas personas los dejan ya que no pueden cuidar más de ellos, o no quieren. Por eso las colonias siempre cambian”, dijo Kathleen Schlentz, amiga de Willie.

La bondad de Willie no es suficiente para cuidar a tantos gatos, ya que esto, como todo, cuesta mucho dinero. Es un gran reto lograrlo. Él no tiene tanto poder adquisitivo, así que se pasa los días recolectando chatarra y limpiando carros o jardines para comprarles comida a los gatos. 

Por fortuna en este momento recibe mucha ayuda de Kathleen, ella colaboró con la elaboración de una página web muestra al mundo los esfuerzos de este Willie, y gestiona una cuenta GoFundMe para recaudar fondos que serán destinados a la alimentación y cuidado de los gatos. Puedes visitarla aquí.

Pero es Ortiz quien según ella merece todo el mérito, porque lleva la carga más pesada. “Trabaja duro físicamente, no sé cómo lo hace. Lleva años en esto y los gatos han recibido alimentos todos los días” Qué admirable hombre, ¡no se cansa porque ama a los animales y es muy bondadoso!

Qué fortuna para los gatos y para el mundo entero que existan personas como Willie, y también como Kathleen ya que sin su ayuda el trabajo quizás no podría continuar sin fondos monetarios. Son un ejemplo a seguir, espero que su iniciativa se difunda y que más personas en el mundo hagan algo como lo que ellos hacen. ¿Te gustaría colaborar? Aquí puedes donar algo a su causa.

Comparte esta admirable historia con tus amigos, necesitamos más héroes así.

¿Te gustó?

EL VIDEO DEL DIA

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!