Un milagro salvó la vida de este gato a punto de ser asesinado para vender su carne

La fotografía de este gato dio la vuelta el mundo, generando conmoción para todos los que amamos a los animales, es una desgarradora escena.

En el marco del Festival de la Carne en China, que cruelmente asesina a miles de perros y gatos callejeros y robados para vender su carne, un pequeño gato blanco subió por los laterales de la jaula donde estaba. Le quedaban pocos minutos para que acabaran con su vida.

gato-festival-carne1 - copia

Y fue cuando sucedió el milagro para él. Los voluntarios de Humane Society International lograron que junto a otros perros y gatos Huru, como fue llamado, pudiera salir con vida de la masacre que se avecinaba.

gato-festival-carne2

Su vida iba a terminar ese día, pero comenzó una nueva llena de amor y con los cuidados que merece. Ahora se recupera a manos de Animal Rescue League de Washington y parece un gato totalmente distinto.

gato-festival-carne3

La organización de Animal Rescue escribió en su Facebook que mientras los animales rescatados se adaptan a su nuevo entorno en Washington, intentan encontrarles un amoroso hogar donde una familia los cuide para siempre.

gato-festival-carne4

Huru luchó por vivir hasta el último momento y ahora está en búsqueda de una nueva casa donde pasar sus días rodeado de cariño.

gato-festival-carne5

Este cruel festival tiene que detenerse, tú también puedes manifestar tu rechazo a este evento en el que miles de seres vivos son arrebatados de sus hogares, firma la petición aquí. Y si quieres saber más información acerca de los animales que son rescatados por Animal Rescue League y colaborar con ellos, puedes hacer clic aquí.

gato-festival-carne6

The Dodo

¡No dejes de compartir esta impactante historia! Por favor, firma y promueve que finalice este Festival de crueldad

¿Te gustó?

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!

¿Te gustan los animales?

Apóyanos en nuestra labor de difundir el respecto y amor hacia los animales con un me gusta. Ellos te lo agradecerán. ¡GRACIAS!