Estuvo durante dos días junto a un ganso lastimado hasta que llegó la ayuda necesaria

Uno a uno los gansos del canal cerca de la casa de Melissa Di Stefano estaban desapareciendo. Al principio sólo había tres gansos en la pequeña área del centro de Montreal, Canadá, pero uno de ellos emigró y otro terminó con un ala rota.

Melissa pasaba por el canal todos los días y pensó que Animal Control había llevado al ganso y nunca más lo vio. Pero le llamó la atención que sólo quedara uno de ellos, solo, sin compañía y sin otro lugar a donde ir.

Esta es la gansa que estaba sola cerca de la casa de Melissa.

Ganso-rescatado

Entonces Melissa, que una vez estuvo a cargo de un grupo de rescate de animales, se quedó durante horas con el ganso, sólo para hacerle compañía. Pero entonces notó que algo le sucedía al animal, una de sus alas tenía algo que no se veía natural, como sobresaliendo, haciendo que se viera más grande que la otra.

Su ala tenía un problema, no se veía “normal” y Melissa se preocupó.

Ganso-rescatado 2

Al examinarla entendió qué sucedía. La gansa no podía volar. “La había dejado. No tenía a dónde ir y nadie que la ayudara” contó Melissa. Pero no era así, la gansa la tenía a ella para que la ayudara.

Melissa llamó incansablemente durante dos días a más de 20 centros de rescate, en Canadá y en Estados Unidos, pero ninguno podía ayudarla a ella y a su nueva amiga gansa.

Hasta que finalmente pensó en un santuario llamado Refuge RR, a unos 110 kilómetros de Montreal, en un pueblo de Alexandra, Ontario, que le respondieron que iban a buscar a la gansa para ayudarla.

Cuando llegaron Rob Boisvert y Carlos Justiceos, juntos tuvieron que pedirle ayuda a dos hombres en una canoa que les ayudaran a bloquear el canal para poder tomar al animal y finalmente gracias a que Melissa estaba con ellos, la tarea pudo ser completada.

Melissa se preocupó por el animal desde el primer momento.

Ganso-rescatado 1

Melissa, Rob y Carlos junto a la gansa.Ganso-rescatado 4

“Todo el tiempo ella me miraba. Nos habíamos conectado. Confiaba en mí. Fue realmente conmovedor” contó Melissa tras el rescate.

Finalmente el ave fue llevado al santuario para ser tratada y recuperada para que luego vuelva a la vida salvaje, donde podrá volver a hacer una vida normal gracias a que alguien le prestó la atención necesaria.

La gansa tenía un ala lastimada, por lo que no había podido emprender el vuelo para emigrar.

Ganso-rescatado 6

La gansa emprenderá un viaje en auto hasta Alexandra, donde comenzará su recuperación.
Ganso-rescatado 5

Finalmente no estará sola y podrá recuperarse para volver a la vida salvaje en unas semanas.Ganso-rescatado 3

Melissa Di Stefano

Si quieres ayudar a que el santuario Refuge RR continúe con su buen trabajo, puedes ingresar en este link para hacer una donación.

Además, comparte la historia de Melissa, la mujer que supo entender que a veces lo importante es prestar atención al mundo que nos rodea.

¿Te gustó?

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!

¿Te gustan los animales?

Apóyanos en nuestra labor de difundir el respecto y amor hacia los animales con un me gusta. Ellos te lo agradecerán. ¡GRACIAS!