Una mujer descubre la condición de gravedad de un gato que rescató y cambia su destino

Durante el crudo invierno del 2013, una mujer se encontró con la sorpresa de que debajo de su cobertizo había un pequeño minino; tras muchos intentos de acercarse a él, el gatito no se dejaba rescatar, pero la mujer insistió y finalmente pudo tomar al animal en sus brazos.

La mujer se sorprendió al darse cuenta de que el minino se encontraba herido, ya que parte de su cabeza, incluyendo su oreja izquierda estaban faltando y en su ojo izquierdo había perdido visión; por lo que, sin perder tiempo, trasladaron al gato al grupo de rescate animal de Misisipi, donde inmediatamente el gato dio a entender a sus rescatadores lo mucho que apreciaba el gesto, cosa que demostró ronroneando sin parar mientras sus heridas eran tratadas.

Tras una larga operación y cuidado intensivo durante tres meses, Van Gogh, como fue bautizado por los empleados del refugio, comenzó una nueva y feliz vida siendo uno de los animales más sociables y cariñosos de todo el lugar y, por lo mismo, ganándose la libertad de pasearse por las instalaciones a placer.

Muchos miembros del refugio concuerdan con que la historia del pequeño Van Gogh es realmente una llena de valor e inspiración, un ejemplo no solo para los empleados sino para todos los que llevan animales para ser rescatados.

Sin embargo, esta historia no termina aquí, ya que Van Gogh vivió feliz junto con otros gatos rescatados en el refugio de animales de Misisipi hasta la primavera de 2017, cuando finalmente fue adoptado por Brenda, una voluntaria del refugio y su hija, quienes decidieron que no podían vivir sin el adorable minino en sus vidas.

Van Gogh es muy parlanchín, siempre cerca de nosotros, toma cualquier oportunidad para acurrucarse y duerme en nuestra cama todas las noches”, cuenta Brenda.

Cabe destacar que, ni sus heridas ni su encantadora actitud son lo que lo hace especial, el pequeño Van Gogh es parte de una especie especial de gatos llamada “polidácticos”, esto se refiere a que posee el equivalente a pulgares en sus adorables patitas felinas.

Por estas y muchas razones más, creo que todos podemos estar de acuerdo en que el adorable Van Gogh es realmente un precioso gatito, que no solo es tremendamente adorable sino también muy valiente.

Love Meow / Catfinest

Recuerda que nunca es tarde para adoptar a un amigo peludo. Puedes ir hoy mismo a tu refugio local de animales para adoptar a una mascota y hacerla feliz; un pequeño amigo peludo que te haga compañía y llene de alegría el hogar estará muy feliz de tenerte.

¡Recuerda compartir esta historia!

¿Te gustó?

EL VIDEO DEL DIA

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!