Sólo temblaba cuando llegó por segunda vez al refugio – Su vida cambió por completo

El temor y el miedo no solo son sentimientos para los humanos, los animales también lo sienten y lo padecen. Muchas veces no saben cómo expresarlo, pero sus miradas descubren lo aterrados que pueden estar.

Melissa Davis, un ángel en la tierra, al ver el video de Chevy, un noble perrito, enseguida se dio cuenta del temor que sentía. Al conocer su historia, ella no dudó ni un instante que debía hacer algo para ayudarlo.

Chevy en el 2015 estuvo por primera vez en el refugio Hillsborough County Pet Resource Center, en Tampa, Florida y permaneció cerca de dos meses.

Lamentablemente, no tardó mucho tiempo en regresar en una condición peor que cuando llegó la primera vez.

Este perrito padecía la enfermedad gusano del corazón. El pelo de su cara se estaba cayendo sin parar. El récord de Chevy en el refugio, indicaba que su comportamiento era ejemplar. Todas sus dolencias fueron tratadas y superadas.

En marzo de 2016 fue adoptado nuevamente, pero tampoco pasó mucho tiempo para que lo abandonaran… ¡Qué sufrimiento para este perrito!

El equipo de voluntarios del refugio reconoció inmediatamente a Chevy en el video, cuando compartieron la historia de un bulldog callejero en Pasco County Animal Services, en Land O’ Lakes, Florida. Lograron establecer contacto con los propietarios de Chevy, pero nunca llegaron a reclamarlo.

Para ese momento este noble perrito no hacía más que temblar. Estaba tan atemorizado que se negaba a moverse.

El vídeo de Chevy fue ampliamente compartido y visto también por Bill Gray, director del refugio Second Chance Friends, Inc. Sin embargo, Melissa decidió llevarse a Chevy.

“Yo estaba nerviosa por llevar a Chevy a mi casa, ya que tengo cuatro perros mayores y dos gatos, pero algo en él simplemente me habló”, comentó Melissa.

Esta gran mujer había perdido recientemente un bulldog estadounidense, que había rescatado del refugio Pasco County Animal Services. Esta adopción de Chevy tenía mucho valor sentimental.

Chevy sólo estaba destinado a ser un miembro temporal de la familia de Melissa, por fortuna esto cambió rápidamente.

“Yo no necesito otro miembro permanente para mi familia canina, pero simplemente no había manera de dejarlo ir”, dijo Melissa. Su comportamiento ha sido extraordinario.

La historia de Chevy es parte de un proyecto de Melissa llamado Bull Picture Project Pit. El objetivo del proyecto es mostrar cómo los pitbulls son realmente adorables, y ayudar a impulsar las adopciones de estos perros.

Chevy ama su sesión de fotos, no sólo por las golosinas y la atención extra que recibe, sino por la cantidad ilimitada de mantequilla de maní donada por Justins para el proyecto.

Después de darle una cucharada de mantequilla de maní se lograron capturar las expresiones de su verdadera personalidad.

The Dodo

Si estas interesado en realizar alguna donación al Centro de Recursos para mascotas o simplemente ver las mascotas que están listas para ser adoptadas puedes hacer clic aquí.

Comparte con tus amigos y familiares la historia de Chevy que finalmente encontró al ángel que calmó sus más profundos temores.

¿Te gustó?

EL VIDEO DEL DIA

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!