El perro más obeso del mundo encontró un hogar definitivo y adelgazó… ¡18 KILOS!

Kale Chips es quizás uno de los beagles más famosos de internet debido al sobrepeso que tenía cuando apareció en Chicago Animal Care And Control. Su peso en ese momento era de 38 kilos y fue entregado por su dueño, un hombre de avanzada edad que ya no podía cuidar de él.

En ese momento el obeso perro fue tomado bajo el cuidado de One Tail at a Time, un refugio también de Chicago, Estados Unidos. Apenas podía caminar debido a su sobrepeso y cuando sus cuidadores fueron a buscarlo, tuvieron que llevarlo en un carrito.

Kale Chips cuando llegó a One Tail at a Time, con más de 38 kilos.

Perro-obeso-adoptado 1

Así debieron trasportarlo, ya que el perrito no podía casi caminar por su sobrepeso.Perro-obeso-adoptado 2

Sin perder tiempo, los de One Tail at a Time (OTAT) comenzaron su plan de ejercicio y dieta, además pudieron encontrarle un hogar transitorio donde además compartía con dos hermanitas, quienes lo recibieron felices para acompañarlo a mejorar su vida.

Peso del primer día de Kale Chips en enero del 2015: 85 libras=38.5 kilos

Perro-obeso-adoptado 3

Debido a su sobrepeso se convirtió en una celebridad y salió en la mayoría de los noticieros locales.Perro-obeso-adoptado 4

Heather, presidenta de OTAT, recibe un beso con mucho amor del beagle.

Perro-obeso-adoptado 5

La dieta de Kale Chips consistía en comida para perros saludable, frutas y vegetales. Y al mes de estar en su nuevo hogar también comenzó a nadar con regularidad, como parte de los ejercicios que debía realizar.

La dieta era estricta y no fue fácil ni para el perrito ni para su familia el seguirla…

Perro-obeso-adoptado 6

Poco a poco comenzó a caminar con más regularidad y recobrar fuerza muscular.Perro-obeso-adoptado 7

Kale Chips es muy feliz con sus hermanas adoptivas en su hogar.

Perro-obeso-adoptado 8

Al principio bajó sólo algunos gramos, pero la situación pronto cambió.

Perro-obeso-adoptado 9

Sin duda el vivir con otros perros mejoró el estado de ánimo del perrito.Perro-obeso-adoptado 10

Natación fue un excelente ejercicio para que Kale Chips volviera a la acción.
Perro-obeso-adoptado 11

Para abril el perrito ya había perdido ¡9 kilos!

Perro-obeso-adoptado 12

No sólo su tratamiento dio resultados, sino que en el proceso enamoró a su familia transitoria, que decidió adoptarlo definitivamente. Poco a poco comenzó a perder peso, desde enero del 2015 hasta llegar a octubre del 2015, cuando finalmente perdió ¡18 kilos!

Este es el nuevo Kale Chips, que pesa un poco menos de 20 kilos.

Perro-obeso-adoptado 14

Tras más de un año y medio de esfuerzos, Kale Chips hoy es un perro muy feliz. Con su nuevo peso puede caminar, trotar y jugar con sus hermanos y nuevos padres, asegurando muchos más años de vida.

Esta es la familia de Kale Chips, ¡una verdadera jauría feliz!

Perro-obeso-adoptado 13

One Tale at a Time – Facebook

Si quieres que One Tale at a Time continúe haciendo un buen trabajo, haz una donación ingresando en este link.

Es realmente maravilloso como este perrito pudo cambiar y mejorar su vida que hoy le está dando una nueva oportunidad ¡Comparte su increíble experiencia de superación!

¿Te gustó?
¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!

¿Te gustan los animales?

Apóyanos en nuestra labor de difundir el respecto y amor hacia los animales con un me gusta. Ellos te lo agradecerán. ¡GRACIAS!