A este pequeño gatito le faltaban muchas cosas, pero le sobraba amor

Cuando una persona ve a un gatito en el patio de su casa luchando por su vida, sabe que tiene que ayudarlo. Esto le ocurrió a una buena samaritana que descubrió a un pequeño gatito merodeando por su casa con un caminar algo extraño.

El gatito abandonado tenía sus dos patas delanteras giradas hacia adentro y caminaba con los costados de estas.

El pequeño gatito llamado Scooter entró al patio de su salvadora en junio. La dueña de la casa observó al pequeño Scooter solo y decidió llevarlo a su casa para cuidar de él, pero más tarde se percató que el gatito necesitaba más ayuda de la que ella podía brindarle. Además de tener una deformación en sus patas delanteras, también tenía una severa infección en los ojos.

Scooter necesitaba ayuda médica urgentemente, la mujer decidió llamar a Here Kitty Kitty Rescue, una organización dedicada al rescate de gatitos abandonados en Elkhart, Indiana. De acuerdo con el grupo de rescate, no saben cómo sobrevivió afuera por 5 semanas, pero Scooter tiene una increíble voluntad para vivir.

Cuando vimos a Scooter, sabíamos que no podíamos rechazarlo”, dijo uno de los rescatistas.

A pesar de las deformidades de sus patas delanteras y de la severa infección ocular, tan pronto recibió un abrazo, Scooter no pudo estar más contento y lo demostró con muchos ronroneos.

Después de una larga mañana en el veterinario, y tras realizarse diversos exámenes médicos, Scooter jugó con todo el personal. Ya cansado, se durmió cómodamente en los brazos de uno de los rescatistas. Al pequeño realmente le encantaban sus nuevos juguetes y ansiaba la compañía de sus amigos humanos.

“Parece que Scooter nació con los ligamentos de los músculos acortados o tensos en ambas patas delanteras. Esto fue lo que causó que sus patas giraran y lo hicieran andar divertido”, añadió el grupo de rescate.

Debido a que sus patas han estado giradas durante mucho tiempo, ha afectado su crecimiento óseo.

“Ahora el plan es comenzar la terapia física en sus patas. Se realizará un motón de estiramientos y manipulación en sus patas, tratando de conseguir que sean usadas en una posición adecuada. El siguiente paso sería la cirugía en un hospital especializado, no por ahora, porque es muy pequeño”.

Scooter está muy bien en su hogar de acogida, se ha unido a la madre de rescate, Avery, y sus cuatro bebés”, dijeron en Here Kitty Kitty Rescue.

Con todo el amor que recibe el pequeño Scooter de parte de su nueva madre, Avery, y de todos en su hogar de acogida, ha logrado mejorar su salud y está más feliz que nunca.

“Aún cuando los bebés de Avery son cuatro semanas más jóvenes que Scooter, todos pesan lo mismo”, dijo el equipo de rescate. A sus nuevos hermanos les gusta acurrucarse con él para acompañarlo y que no vuelva a estar solo.

Scooter ganó medio kilo de peso tras haber pasado 7 semanas de ser rescatado. Todavía el gatito es muy pequeño para su edad, pero en definitiva Scooter quiere vivir y pasar tiempo con su familia adoptiva.

El pequeño Scooter puede que camine un poco diferente, pero nada ni nadie lo puede detener en su nueva y feliz vida. Scooter es amado de muchas maneras, ronronea para que le acaricien la cabeza, juega con sus juguetes y toma largas siestas con sus hermanos, ¡qué suerte la del pequeño gatito!

Si estás interesado en ayudar con los gastos médicos de Scooter, puedes hacerlo aquí. También puedes seguir las actualizaciones de Here Kitty Kitty Rescue en su Facebook.

Comparte esta historia con tus amigos.

¿Te gustó?

EL VIDEO DEL DIA

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!