Una novia reemplazó las flores por el detalle más tierno el día de su boda

Lo común en las bodas es el vestido blanco y largo, una gran recepción, ramos y arreglos de flores a dónde quieras mirar, pero este no fue el caso de la pareja Clark cuando se dijeron sus votos frente al altar.

Esta pareja originaria de Pleansantville, Iowa, decidió cambiar todos los arreglos florarles y sustituirlos por lindos cachorros que se pasearían y serían cargados durante toda la boda. Samantha Clark, la novia, dice que vio en Pinterest una foto que le dio la idea para incluir a los perros en su boda.

Samantha, de 23 años, le insistió a su futuro esposo Kendel, pero él no creía muy acertada la idea de su prometida; sin embargo, todo dio un cambió cuando el Huracán Harvey ocasionó daños en varias ciudades de Texas afectando a edificios, casas, personas y mascotas, fue entonces cuando ambos consideraron que la mejor forma de ayudar a esos desamparados cachorros era traerlos con ellos.

Los cachorros tienen ocho semanas de edad y fueron prestados por el refugio de Iowa de AHeinz57, organización que se encarga de rescate animal y del traslado de ellos; los pequeños eran parte del grupo de animales rescatados por el refugio AHeinz57 en Texas, el grupo de animales que logró salvar esta organización resultó en un total de 96 perros y cinco gatitos.

¡Tú puedes ver el resultado de la fiesta nupcial! Los caninos le añadieron un poco de ternura muy especial para ese momento en que todos los presentes derrochan amor. El novio, Kendel, estaba muy feliz con la decisión de Samantha porque incluso para él todo salió mejor de lo que esperaba con los perritos.

A Kendel le encantó ver cómo las damas de honor alzaban a un par de cachorros en vez de los ramos de flores, y ellas no fueron las únicas: Samantha también caminó hasta el altar con un adorable animalito junto a ella.

Todos los invitados estaban encantados con la originalidad de la boda y con la lindura de los cachorros. Los perritos que adornaron con su belleza la boda de los Clark eran unos Chiweenies, que es el nombre que le dan al cruce entre las razas Chihuahueño y el Dachshund.

Samantha afirma que no ocurrió ningún inconveniente con los cachorritos, pues se comportaron muy bien en todo momento, los catalogó de perfectos y educados.

Junto con su hermosa boda, Samantha quería ayudar al refugio e incentivar a los invitados, de una manera ingeniosa, sobre la importancia del rescate de animales y de la adopción para los pequeños desamparados.

Daily Mail / Facebook

El refugio AHeinz57 tenía un stand en la recepción de la boda y tenían una carpeta con los animales que están en adopción, así los invitados podían postularse para la adopción de los cachorritos. Samantha, a pesar de ya tener en casa a tres perros, quiere a uno de los chiweenies que estuvo en su boda y se encuentra todavía en proceso de adopción, ella ya decidió que le pondrá ‘Ruby’ por nombre.

“No puedes comprar amor, ¡pero puedes rescatarlo!”

¡Una maravillosa y tierna idea! Realmente de ensueño cada fotografía de la boda de Samantha y Kendel. Además, ingeniosa forma de ayudar.

¡Comparte esa noticia con tus amigos!

¿Te gustó?

EL VIDEO DEL DIA

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!