Aman tanto a sus hermanas gemelas recién nacidas que quieren darles sus cosas más preciadas

El instinto de nuestros amigos peludos es realmente maravilloso ¿Cómo no enamorarnos de ellos? Son seres que nos regalan días llenos de amor lealtad, solidaridad y protección.

Thor y Sherman, son dosadorables cachorros que cuando se dieron cuenta de que su madre, Tiffany Bowman estaba embarazada se negaron a separarse de su lado.

Estos amigos peludos siempre le han manifestado amor incondicional a su madre, pero durante la gestación no dejaron de expresar sus instintos protectores cada día.

«Juro que ellos lo sabían antes que yo», dijo Tiffany

Thor siempre ha seguido en Tiffany de habitación en habitación, pero se quedaba en si espacio, pero durante el embarazo tenía que sentirla y tocarla.

Thor no dejó de cuidar a su madre ni un solo instante, la vigilaba durante toda la noche, e incluso se despertó una noche que Tiffany se sintió mal. Thor supo inmediatamente que algo no andaba bien, y no se equivocó.

Tiffany fue diagnosticada con preeclampsia, y fue sometida a una cesárea de emergencia para dar a luz a sus hijas gemelas antes de lo previsto.

Las gemelas recién nacidas pasaron un tiempo en la Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales (UCIN) antes de que pudieran volver a casa, pero Thor y Sherman parecían saber que estaban esperando a dos personas nuevas muy especiales.

«Mientras las bebés estaban en la UCIN, llevamos mantas a casa para que los cachorros pudieran acostumbrarse a su olor».

Desde ese momento Thor no se apartó de las mantas.

Finalmente, las gemelas fueron dadas de alta y fueron llevadas a casa. Thor se niega absolutamente a alejarse de ellas. Este cachorro es el guardián de las nuevas hermanitas, él sabe que son muy frágiles y necesitan un poco de cuidado extra.

Este hermoso cachorro ayuda a los padres a supervisar bajo estricta vigilancia a las pequeñas gemelas.

«Les trae juguetes y trata de compartir sus golosinas».

Thor siempre está ahí haciendo guardia, asegurándose de que todo esté bien.

«Ellos aman a los niños. Thor se mantiene fiel a sus instintos y se encarga cuidar a mis sobrinos. Estoy segura de que hará lo mismo cuando las gemelas empiecen a gatear”.

Estos padres están muy orgullosos de Thor y Sherman, quienes han sido los mejores hermanos mayores para sus nuevas hermanitas, incluso antes de que nacieran.

Sus padres saben que ellos son y serán los ángeles guardianes de las pequeñas hermanitas durante muchos años más. Comparte esta adorable historia que nos demuestra el amor incondicional de nuestros amigos peludos.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!