Paga 100.000 dólares por cuarta vez para cazar una rara cabra y sonríe junto a su «trofeo»

Cada vez son más los animales que se suman a la triste realidad de encontrarse en peligro de extinción. Los cambios ambientales, la deforestación, la caza y la venta ilegal son las principales razones por las que animales como los mandriles los osos polares y muchos más se encuentran en el enorme riesgo de desaparecer definitivamente de la tierra.

Este cazador es originario de los Estados Unidos y viaja por el mundo buscando trofeos de caza.

Lamentablemente, a pesar de que existen muchas personas dispuestas a luchar por la preservación de estas hermosas especies, los cazadores no han parado de hacer de las suyas. John Amistoso ha causado indignación entre los defensores de animales de todo el mundo al cazar en reiteradas ocasiones una exótica cabra que vive en Pakistán y que es conocida como Markhor.

El cuerno más largo registrado en una cabra Markhor medía más de un metro y medio.

Esta cabra es una especie de mamífero artiodáctilo que se caracteriza por tener unos enormes y vistosos cuernos en forma de espiral. Lamentablemente, son esos cuernos los que vuelven este hermoso animal especialmente atractivo para los cazadores e incluso hay personas que se dedican a venderlos, ya que la medicina china asegura que tienen propiedades curativas.

Amistoso tiene actualmente 64 años de edad.

Desde octubre del año pasado, el gobierno de Pakistán le otorgó permiso para cazar varias especies exóticas a cambio de una enorme suma de dinero. Para la caza de una cabra markhor el precio es de 100.000 dólares, mientras que para una oveja azul 8.000 dólares y para un íbice o cabra salvaje se deben pagar 720 dólares.

Lo más sorprendente es que Amistoso no sólo ha pagado la exorbitante suma de 100.000 dólares para cazar a una cabra markhor, sino que se trata de la cuarta vez que realiza este procedimiento para poder exhibir los cuernos de un animal inocente.

El Club de Cazadores conocido como Grand Slam Club – Ovis muestra con mucho orgullo en su página web fotografías de John Amistoso posando con los cadáveres de dos diferentes subespecies de markhor.

Amistoso pasó los primeros tres meses del 2017 cazando en Pakistán.

A pesar del notorio daño que le hacen a los animales, este club de cazadores se describe a sí mismo como un grupo de personas que velan por la conservación del ambiente.

“Somos una organización dedicada a la caza y a la conservación mejorando y perpetuando las poblaciones de ovejas y cabras en todo el mundo”.

Las fotografías de Amistoso se viralizaron rápidamente y miles de personas no paran de comentar lo indignados que se encuentran al saber que hay personas dispuestas a pagar esa enorme suma de dinero para poder acabar con la vida de un animal tan hermoso.

“Lo único que tienen son ansias de sangre. Dejen de fingir que les importa la conservación”.

Daily Mail

Levantamos la voz en contra de esa práctica tan salvaje y el enorme daño que causa en animales tan hermosos e importantes para el medio ambiente.

Te invitamos a compartir esta nota para sumar tu voz y exigir que acabe esta práctica tan brutal.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!