Pareja de conejos gigantes deciden que deben hacerse cargo de su nueva hermanita bebé

La llegada de un nuevo miembro de la familia siempre es todo un acontecimiento que requiere de la preparación adecuada para que el bebé se encuentre seguro. Una de las más grandes preocupaciones de todos suele ser cómo se desenvolverán las mascotas teniendo a los pequeñines en casa, pero existen ya muchas pruebas de que niños y animales pueden llevarse muy bien siempre que se tomen las medidas de seguridad necesarias.

Una mujer llamada Jenn Eckert pasó por este proceso de adaptación cuando tuvo a su hija Bailey el junio pasado, pero sus queridas mascotas le dieron la sorpresa de su vida.

Sus dos conejos Alfie y Amelia, se enamoraron a primera vista de su nueva hermanita

Desde la primera visita que le dieron a la bebé no quedó duda de que Alfie y Amelia amaban a su nueva hermanita. Ellos se paraban junto al porta bebés en el hospital dando una vista muy particular con sus orejas tan grandes como la misma niña.

“Alfie intentó saltar al asiento del auto y Amelia solo la olía. Los dos eran muy cariñosos, yo sabía que se convertirían en los mejores amigos” , comentó Jenn.

No pasó mucho más tiempo para que la predicción de la madre se hiciera realidad, pues aunque los conejos suelen alejarse de las personas, en especial Alfie y Amelia que tienen rienda suelta para andar por toda la casa de Jenn, cuando Bailey estaba en la habitación se volvía el centro de atención de los adorables animales.

Eran como unos imanes el uno para el otro

Afortunadamente el sentimiento era mutuo, pues Bailey se sentía muy feliz cuando los veía. Algo curioso es que se la podía ver volteándose para observar a Alfie y Amelia cuando entraban a la habitación.

Alfie y Amelia son dos conejos gigantes de Flandes, una especie que puede llegar a pesar más de 9 kilogramos, lo que los convierte en las mascotas de tamaño perfecto para un bebé.

Bailey era el centro de atracción para ellos

Por desgracia muchas personas piensan que estos animales no pueden convivir con los pequeñines, pero siempre que se les supervise son capaces de ser la mejor compañía para todas las personas de cualquier edad, idea que motivó a Jenn a entrenar a Alfie y a Amelia para que trabajen como conejos terapéuticos.

Estos dos estaban a punto de poner en práctica todo lo que aprendieron con Bailey

En la actualidad Alfie y Amelia están siendo entrenados por la organización PetPartners, por lo que cuando obtengan sus certificados comenzarán a dar visitas regulares en hospitales y hogares de ancianos para alegrar a los pacientes.

Jenn ha criado a varios conejos durante su vida y siempre intenta que las personas se informen sobre su utilidad como compañeros de vida

Los dos animalitos no paran de entrenar, sobre todo en casa donde tienen a su personita especial, Bailey, con quien adoran pasar el tiempo. Jenn está tan orgullosa de sus mascotas que les creó un perfil de Facebook en donde comparte todas sus aventuras y enseña al mundo que los conejos son unas de las mascotas más nobles y tiernas que pueden existir.

Los dos conejitos pronto podrán ayudar a muchas otras personas

Rabbitat for Humanity

Mientras Bailey crece, ella siempre tendrá a sus conejos y a su familia para que le enseñen sobre la vida y el mundo que la rodea, en especial Alfie y Amelia quienes parecen estar enseñándole ya una tierna lección de respeto y bondad.

¡Comparte esta adorable historia para animar a más personas a que sus bebés interactúen con sus mascotas!

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!