Corderito con el corazón roto tras el rechazo de su mami le pide a una Golden que lo adopte

A través de las redes sociales nos llega un sinfín de información e historias, entre ellas hay unas realmente hermosas como las que queremos darte a conocer hoy. Se trata de una tierna familia de perritos Golden que le han abierto sus brazos, o mejor dicho, “patitas” a un indefenso animalito sin mamá.

Un cordero rechazado llamado Benny encontró en esta perrita el calor que le negaron.

Esta historia llega desde Nottinghamshire, Inglaterra, donde una perrita golden retriever llamada Lily, cuida con ternura del adorable cordero Benny. Este cabrito fue rechazado por su mamá por alguna extraña razón, pero halló mucho amor en el corazón de Lily.

La peluda lo acogió como si fuera un can más.

La perrita que es mamá de los cachorros Boris y Darcy no pudo negarse a cuidar del animalito cuando éste se le acercó. Parece que al conocerse quedaron todos enamorados.

Pronto surgió un lindo vínculo entre Benny y los perritos.

Lily vive con sus humanos en una granja y fue allí donde conoció al cordero. Una oveja tuvo trillizos y parece que Benny quedó rezagado entre el grupo, por lo que la muy amable mamá canina lo adoptó.

¿Quién iba a resistirse a este angelito?

El asunto ha sorprendido tanto a la dueña de estas criaturas que decidió grabarlos y ahora administra una cuenta en Instagram, en la que comparte constantemente los avances de esta familia canina.

Estos chicos le hacen la vida más linda a su dueña.

Los animalitos no sólo se han hecho famosos por la mencionada red social, sino que in vídeo subido a TikTok los ha vuelto virales.

“La familia no siempre es donde naces. Lily siempre amará a Benny como si fuera suyo. Benny siempre amará a su madre Lily. Nunca volverá a experimentar la soledad y el rechazo”, escribió la granjera en una de sus publicaciones de Instagram.

Benny todavía conserva el trato con su mamita biológica pero parece que se siente más a gusto con Lily y sus hermanos adoptivos.

Por esa razón, su humana le permite pasearse cómodamente por la casa como si fuese otra mascota más. Una virtud que no tienen las demás mascotas de la granja.

Así de afortunado y feliz vive este corderito.

Aunque experimentó el rechazo siendo tan pequeñito, Benny es un chiquillo querido y todo gracias a la familia que lo acogió. 

“Gracias, Lily por mostrarle a Benny que NO está solo y que ES amado. Realmente necesitaba una nueva mamá. Ahora está prosperando contigo a su lado”, dijo la bloguera en Instagram.


Benny ha sabido dejar atrás todas las malas experiencias y ahora tiene a su lado a seres que lo llenan de mucho amor. Sin duda que crecerá siendo un cordero feliz y afortunado, pues Lily vela de él tal como lo hace con sus verdaderos hijos.

El mundo necesita más noticias historias como estas, no te vayas sin compartirla y enviarle tus buenos deseos a esta peculiar familia.