El expresidente Obama anuncia la triste partida de su amado perro – «Lo extrañaremos muchísimo»

El expresidente de los Estados Unidos Barack Obama anunció a través de sus redes sociales la muerte de Bo, quien fue la amada mascota de su familia durante 10 años.

Bo no solo fue un cachorro amado por la familia Obama, sino que se ganó el aprecio, respeto y cariño de todos los que lo conocieron.

“Hoy, nuestra familia pierde a un verdadero amigo y compañero leal. Por más de diez años Bo siempre fue muy gentil y estuvo presente en nuestras vidas, feliz de ver nuestros días buenos, nuestros días malos”, dijo el expresidente.

Son muchos los elogios que ha recibido este adorable peludo, especialmente durante su convivencia en la Casa Blanca, en donde conquistó al personal con el que habitualmente interactuaba.

Bo fue un perrito adorable, amistoso. La paciencia, tolerancia y dulzura eran características de su particular personalidad con la que siempre será recordada.

“Bo toleró todo el alboroto que significó estar en la Casa Blanca. Ladraba fuerte, pero no mordía, amaba saltar en la piscina en verano, era paciente con los niños, vivía para pedir sobras de la mesa y tenía un lindo pelaje”, agregó Obama.

Tras el anuncio de Obama sus seguidores han manifestado su amor y solidaridad con la familia en estos momentos.

Muchos de los usuarios se han motivado a compartir imágenes de mascotas que, aunque y ano están con ellos, permanecen latentes en sus recuerdos llenos de mucho amor.

“Bo fue exactamente lo que necesitábamos y más de lo que esperábamos. Lo extrañaremos muchísimo”, dijo Obama.

Por su parte, Barack Obama compartió una foto con su adorable amigo canino Bo en un día de trabajo. 

La imagen habla por si sola, representa el compañerismo, la complicidad entre dos amigos que gozan de un vínculo que va más allá de la pantalla.

Bo fallece a los 12 años por cáncer, de los cuales 10 fue el fiel compañero de los Obama, quienes lo vieron crecer y fueron testigos de sus divertidas ocurrencias, de su solidaridad y lealtad.

Este cachorro llenó de amor y sonrisas el hogar de los Obama, y su muerte hoy los llena de tristeza por la pérdida de un excepcional amigo que los acompañó en el rol presidencial durante dos mandatos.

Bo llegó a la familia Obama como un regalo en el 2009 del entonces senador de Massachusetts Edward Kennedy.

La mascota protagonizó muchas anécdotas durante su permanencia en la Casa Blanca, una de las más recordadas fue el plan para secuestrarlo en el 2016 junto al otro perro de la familia, conocido como Sunny.

Este incidente terminó con la detención de un ciudadano que aseguraba ser hijo de John F. Kennedy y Marilyn Monroe y que portaba armas y municiones en su vehículo.

Comparte esta triste noticia como una muestra de solidaridad con la familia Obama y en honor a su hermoso Bo.