El mono súper obeso que come toda comida grasienta que le den es la diversión de los vecinos

Encontrarse con un mono en las calles y mercados de Tailandia no es nada particular, en este país el gobierno incluso esteriliza a los macacos para evitar su proliferación. Sin embargo, hace unos días uno mono de 3 años llamado Godzilla ha dado mucho de qué hablar después de que un vídeo suyo se compartiera en las redes sociales.

Enlaces patrocinados

Este animalito sorprende a todos por su obesidad.

La criatura pesa alrededor de 20 kilos -una magnitud para nada común en los animales de su especie-, y la razón que a algunos pareciera divertida no ha encendido más que la alarma en otros.

Resulta que en macaco vive en  el distrito de Min Buri en Bangkok, capital de Tailandia, y es constantemente alimentado por transeúntes de “buen corazón”.

Los macacos normalmente pesan entre 8 y 10 kilogramos.

Godzilla –como ha sido bautizado- suele recibir con bastante gusto la comida grasienta que se le ofrece. Todos desean alimentarlo y el asunto se ha convertido en una especie de entretenimiento cruel que llama la atención de los turistas.

Mientras que los humanos disfrutan del contacto con el mono, el pobre animal aumenta cada día más de peso a causa de alimentos que perjudican su salud.

Las mazorcas de maíz son parte de sus platillos favoritos.

Enlaces patrocinados

Goszilla vive junto a su dueño Manop, el vendedor de un mercado que decidió adoptarlo después de que su antiguo dueño lo rechazara. Desde entonces se acostumbró a ser alimentado por las personas.

“El equipo de rescate encontró a Godzilla cuando era muy pequeño. Y desde que creció siendo alimentado por humanos, no sabe cómo encontrar comida por su cuenta en la naturaleza”, dijo Manop.

Desde que lo tiene consigo, Manop lleva al macaco consigo al mercado para no dejarlo sólo pero allí las personas comenzaron a encariñarse demás con él.

«Llevo a Godzilla conmigo al mercado donde puedo cuidarlo. No me gusta que esté solo porque se estresa. Mucha gente le da comida a Godzilla, pero él solo come de las personas que le agradan. quisquilloso y puede enojarse si no le gusta la persona «, dijo Manop.

La excentricidad de Godzilla lo ha convertido en todo un punto de referencia local y lo triste del caso es que su salud puede verse en peligro.

Enlaces patrocinados

De algún modo su historia revela la inconsciencia de las personas que con tal de llenar su deseo de diversión no consideran en daño que le hacen.

Manop le tiene una zona especial para su descanso.

En aras de mejorar su salud, el dueño lleva al monito obeso a entrenar diariamente pero el asunto no está dando resultado. Manop no sabe cómo parar el asunto pero mientras Godzilla continúa alimentándose de una forma inapropiada, su grasa no disminuirá.

Este vídeo ha escandalizado a las redes.

Enlaces patrocinados

El animalito ya ha sido comparado con Tío Fatty, otro macaco de 27kg. Sin duda, el asunto debería invitarnos a la reflexión pues –aunque no se encuentre en ningún circo- la cotidianidad de su vida se ha convertido en brindar entretenimiento a los humanos, esto podría matarlo.

Estas muestras de cariño también podrían catalogarse como abuso. Los animales no son ningunos juguetes, comparte esta noticia y ayúdanos a crear consciencia ¡No abuses de ellos, respétalos!

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!