Hallan cientos de extrañas criaturas transparentes que pueden confundirse con plástico o medusas

Muchas personas han comenzado a publicar fotos en las playas de Málaga con una extraña criatura que parece hecha de plástico. Se trata de las salpas, unos seres que también podrían ser confundidos con medusas, pero son invertebrados transparentes que pertenecen a la familia de los tunicados y su dieta se basa en el fitoplancton.

“Se dejan llevar por la corriente de una manera natural y luego se concentran en diferentes playas”.

Han causado muchísima sorpresa a todas las personas que se los han encontrado, así que los especialistas han decidido hablar un poco sobre su naturaleza y explicar que es normal que se acumulen en determinados lugares cuando hay gran abundancia de fitoplancton.

Las salpas miden entre uno y diez centímetros.

Cuando llegan a una zona en la que puedan encontrar este organismo vegetal tan importante para su alimentación comienzan a reproducirse rápidamente generando una especie de clones y acaban rápidamente con la cantidad de fitoplancton que hay en el lugar.

“Pueden reproducirse a un ritmo que es un mucho más veloz que el de cualquier otro animal multicelular”.

Las salpas tienen un cuerpo tubular gelatinoso y un sistema nervioso diminuto y primitivo que hace que muchos sospechen que son una forma previa en el paso evolutivo que da lugar hasta llegar a los vertebrados. Como son seres tan poco conocidos han causado sensación en las costas donde cientos de turistas no saben cómo reaccionar ante una criatura tan extraña.

Cuando hay muchas salpas en una playa el agua y la arena comienzan a volverse viscosos.

Por su particular aspecto lo primero que piensa la mayoría es que se trata de una medusa, así que comienzan a temer por su salud.

“No es plástico, ni medusa, ni un pez. No son urticantes ni peligrosos. Forman colonias y son hermafroditas. No les hagáis daño”.

Sin embargo, son completamente inofensivos y juegan un papel fundamental en la producción del carbono en el fondo del océano de manera que filtran el agua del mar cuando se están alimentando.

Las mayores concentraciones de salpas están en el Océano Atlántico.

No hay duda de que hallar a estos curiosos seres debe ser una experiencia inolvidable. La naturaleza nunca deja de sorprendernos con sus maravillas.

No dudes en compartir esta información tan valiosa para asegurarnos de que las personas que se encuentren con las salpas no les hagan ningún daño.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!