Una zarigüeya dorada muy especial es rescatada tras caerse de la espalda de su madre

Las zarigüeyas de la maleza son una especie de marsupial muy común en Australia.

Se encuentran en las zonas este y norte del continente y suelen reconocerse por tener un color café que las ayuda a camuflarse en la naturaleza y escapar de diferentes depredadores.

Un rescatista en Melbourne se encontró con un animalito herido y decidió ayudarlo. A primera vista lucía como una zarigüeya pero tenía un color tan extraño que pensó que podía tratarse de algún otro animal.

Se veía que era muy pequeña y era extraño ver a un marsupial de tan corta edad lejos de la protección de su madre. La tomó con mucho cuidado y la llevó a la Clínica Veterinaria Boronia para que le dieran un vistazo.

“Sospechamos que se había caído de la espalda de su madre. A esa edad todavía debería estar viviendo y siendo atendida por su madre”, dijo el Dr. Stephen Reinisch, el veterinario que la recibió.

La peludita estaba débil. Había pasado un par de días sin alimentarse pero no tenía ninguna herida grave. En cuanto entró a la cínica, todos notaron que se trataba de un animalito muy especial.

Después de todo, con un color así no podía pasar desapercibida.

“Ella es un rara variedad dorada de zarigüeya común de cola de cepillo. El color dorado se produce debido a una mutación”, dijo un portavoz de la clínica veterinaria.

En efecto, se trataba de una zarigüeya dorada. Son realmente extrañas de ver y esto se debe a que sus probabilidades de sobrevivir y llegar a la vida adulta son terriblemente bajas.

Su color tan peculiar se debe a una mutación genética en donde los niveles de melanina son muy pequeños y por lo tanto presentan apenas una pigmentación dorada o amarillenta.

No hay duda de que esto las hace hermosas, pero se convierten en un blanco fácil para cualquier depredador. Extrañados por el peculiar hallazgo, los expertos decidieron investigar la zona y se dieron cuenta de que había otras zarigüeyas doradas.

“Hay pequeños nidos pero no queremos revelar más para mantenerlos a salvo”, dijo Carolina Dazey, miembro de Wildlife Vicotria.

El lugar de sus nidos será mantenido en secreto para evitar que las personas les hagan daño, pero resulta una maravillosa noticia saber que hay muchos más de estos brillantes animales de los que imaginábamos.


La pequeña rescatada, por otro lado; será enviada a un santuario para que pueda llevar una vida larga y feliz. Los comentarios en las redes no se han hecho esperar y muchos aseguran que la peludita es un Pikachu de la vida real. Es un alivio saber que un animal tan especial fue rescatado a tiempo y recibirá todos los cuidados que necesita.

¿Sabías que existían las zarigüeyas de color dorado? Comparte esta nota para crear conciencia sobre las maravillas de la naturaleza.