Tras 6 años en el refugio celebran que esta perrita por fin encontró el hogar que soñaba

Sandi es una perrita de 12 años producto de una mezcla de pitbull y boxeador que sabe perfectamente lo que significa tener esperanza y paciencia. Estuvo en un refugio de la Sociedad Protectora de Animales del Condado de Marion-Grant en Indiana durante mucho, mucho tiempo.

La mitad de su vida la ha pasado dentro de las paredes del refugio esperando que alguna familia quisiera llevarla a casa.

De hecho, este cofre de ternura era la huésped más antigua del lugar y su adopción ha emocionado a todos. No sólo a sus cuidadores, sino a la familia que felizmente ha decidido cambiar su destino.

Sandi es incluso más antigua que los trabajadores actuales del refugio, por eso no saben mucho sobre cómo llegó hasta ese lugar. Pero aunque desconozcan datos sobre su pasado, están seguros del futuro que le espera a la perrita.

La chica fue adoptada a principios de enero por dos grandes benefactores del lugar, Erin y Cary Rhodes, quienes perdieron recientemente a su mascota.

“Su perro falleció y ella tras visitar el refugio dijo: ‘Realmente no puedo dejar de pensar en Sandi'», comentó Christy, una empleada del refugio.

En la Sociedad Protectora de Animales suelen subir las imágenes de los perritos adoptados a sus redes sociales, pero en el caso de Sandi el asunto fue aún más especial. Todos estaban extasiados con la noticia y decidieron graban la despedida de Sandi a su nuevo hogar.

«Fue una gran celebración. Hicimos esto más especial de lo normal, porque ella había estado allí tanto tiempo», dijo Christy.

La noticia sobre Sandi impactó tanto que el vídeo se volvió viral, pero además sirvió para una gran causa. A raíz de la publicación, el refugio recibió más solicitudes de adopción.

Parece que muchas personas se sensibilizaron con la historia de la perrita y pensaron en esas otras criaturitas que aún estaban en el refugio a la espera de un hogar.

Este final feliz también inspiró a los propios cuidadores de la Sociedad Protectora.

«Es por eso que no nos rendimos con ella. Sabíamos que en algún momento encontraría un hogar para siempre.

Y está bien si toma un poco de tiempo encontrarle el hogar correcto. Así no tenemos que preocuparnos de que venga de vuelta o algo malo le pase. Ella manejaba el lugar. Era como la jefa», bromeó Christy.

Aunque confesaron que la extrañarían, la felicidad de la perrita valdrá cualquier nostalgia. Esta historia tuvo un final bastante feliz, no sólo para Sandi sino para los demás perritos que gracias al vídeo tienen a nuevas familias interesadas en adoptarlos. Esperemos que pronto se concreten más adopciones.

Comparte esta nota y muéstrales a todos el lado más hermoso de rescatar a un animal. Adoptar siempre será la mejor opción.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!