Una gatita llegó del bosque directo a la casa de una familia para pedirles vivir con ellos

Hay muchas ocasiones en las que en lugar de elegir una mascota parecen ser ellas las que toman la decisión de formar parte de nuestra familia. Los animales tienen formas muy peculiares de hacerse entender y lograr que toda una familia caiga completamente rendida a sus pies.

“Estaba sentando con mi hijo cuando una gatita salió del bosque y se dirigió hacia nuestra casa».

Para Fizz, un usuario en las redes conocido como Thistlefizz, tener un gato era de las últimas cosas que se le podrían ocurrir a él o a cualquier miembro de su familia. Pero un día, una linda gatita con apenas unas pocas semanas de haber nacido llegó a su puerta completamente dispuesta a informarle a la familia que se convertirían en sus humanos.

«Llegó y se acostó en mis piernas. No tenía idea de cómo reaccionar a todo esto”.

La linda gatita de rayas grises se veía muy pequeña, así que la familia asumió que seguramente se encontraba en las cercanías del bosque con su madre o con algunos hermanos. Salieron a buscar cualquier señal que lograran encontrar pero nunca lograron dar con la madre de la pequeña. Cuando llegó la noche se debatieron entre meter a la gatita en la casa o dejarla afuera. Estaban seguros de que una gatita tan pequeña no sería abandonada por su madre así que quisieron esperar un poco más para ver si la madre de la gatita aparecía.

“Mi esposa no estaba segura de dejarla afuera pero pensé que le debíamos dar una oportunidad a la madre para recuperar a su hija”.

Sin embargo, al día siguiente la gatita sorprendió a la familia entera esperando tranquilamente en la puerta trasera de la casa. Parece que nada la haría cambiar de opinión y que ese ya se había convertido en su nuevo hogar. Entonces no lo pensaron más, se dirigieron al veterinario para asegurarse de que la pequeña se encontrara saludable y recibiera sus vacunas. Ya no quedaba más que darle la bienvenida a la casa.

“Fuimos al veterinario y a la tienda de animales para comprarle lo que necesitaba… ¡Tenemos un gato!”.

El hijo de Fizz, de 3 años de edad, es el que se encuentra más feliz con la llegada de la nueva mascota. Tras mucho pensarlo decidieron llamarla Auri y ahora no se podrían imaginar a la familia sin esta nueva integrante tan especial.

 “Desde el primer día que la vi supe que sería nuestra gatita”.

Love Meow

No hay duda de que Auri tenía muy claro que estaba destinada a llegar a la familia de Fizz para hacer mucho más amenos los día de esa linda familia.

Te invitamos a compartir esta nota para celebrar lo especial que es ser escogidos por un lindo gatito.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!