Gatito visita cada día la tumba de la persona que más amaba

Toldo es un adorable gatito que ha decido acompañar a su dueño incluso después de abandonar este plano terrenal. Para este hermoso minino no parece haber nada más importante que visitar diariamente la tumba de quien en vida, lo hizo sentir especial y con quien creó un vínculo incomparable.

El gatito vive en Montagnana, en el norte de Italia, fue rescatado cuando solo tenía unas semanas de nacido por Renzo. Desde entonces, esta adorable bola de pelos supo que había encontrado una persona especial que lo amó incondicionalmente hasta el día de su muerte.

Gatito visita la tumba de su dueño todos los días.

gatito

Sin embargo, Toldo no parece comprender la ausencia de su padre y desde el día del entierro ha visitado todos los días la tumba llevándole pequeñas ofrendas, que no son más que símbolo de su amor y fidelidad.

Hojas, palos, ramitas, vasos de plásticos o toallas de papel, son algunos de los obsequios que Toldo carga en su boca y deja en la tumba de quien en aun después de muerto, sigue siendo su persona favorita.

Un fiel compañero que ama a su persona favorita aún después de muerto.

Todo comenzó después del funeral, cuando el gatito siguió el ataúd desde la casa hasta el cementerio.

Al día siguiente, la viuda de Renzo, Ada, fue al cementerio junto a su hija y notaron que había algunas hojas secas sobre la tumba.

Si bien Ada pensó de inmediato que había sido el fiel compañero de su esposo el responsable de dejar las ramitas, a la hija le costaba creer tales acciones de un gato.

“Fuimos al cementerio con mi hija y encontramos una ramita de acacia en la tumba. Inmediatamente pensé que era el gato, pero mi hija estaba convencida de que yo estaba en un estado muy emocional en ese momento”.

No fue sino hasta que el hijo de Renzo regresó al cementerio y encontró el fiel gatito haciendo guardia en la tumba.

Su rutina ha llamado la atención de los vecinos quienes a diario lo ven acercarse al cementerio y descansar algunos minutos sobre la tumba de Renzo. Incluso, puede visitarlo varias veces al día, solo o en compañía de la viuda de Renzo, Ada.

“Hoy fui al cementerio con Toldo. En mi camino de regreso, alguien que conozco me dijo que el gato ya había estado allí esta mañana”, dijo Ada.

Para Ada el vínculo que había formado Renzo con el gato era de esas cosas maravillosas y únicas que muchas veces cuesta creer.

Toldo había sido rescatado de una colonia de gatos salvajes, acompañó a su dueño no solo en los momentos de felicidad, sino en aquellos días grises consolándolo con tiernos abrazos felinos.

Lamentablemente, no todos parecen comprender el gran vínculo entre Toldo y Renzo y algunas personas intentan ahuyentarlo cada vez que los ven acercase al cementerio. Al respecto Ada comentó:

“Algunas personas lo ahuyentan tirándole cosas. Algunos ancianos creen que la presencia de un animal en el cementerio es una falta de respeto a los muertos”.

Afortunadamente, el amor y la fidelidad de Toldo hacía su padre fallecido es mucho más grande y continúa visitándolo todos los días.

“Mi esposo era un hombre muy cariñoso y amaba mucho a los animales, especialmente a Toldo y creo que Toldo ahora está tratando de mostrar su agradecimiento. Es un gato muy especial y es imposible no quererlo”, dijo Ada.

Recordemos que los gatos son animales sociables que necesitan sentirse acompañados, a gusto y seguros. Por esta razón, escogen compañeros con los que vivir, una persona a  quien amarán y crearán un lazo afectivo especial.

Nos alegra saber que este gatito tuvo la dicha de compartir gran parte de su vida con alguien que lo amó incondicionalmente. Nunca subestimemos las acciones de un peludito y comprendamos que ellos, al igual que los seres humanos, son seres sensibles que solo desean ser amados.

Más noticias sobre: