Heroico padre sacrifica su vida por intentar salvar a su hijo de ser robado por unos desalmados

El amor por un hijo más allá de la vida, no importa si se trata de un ser humano o de un animal. Cuando los padres sienten que sus crías están en peligro buscan protegerlos desesperadamente.

Eso fue lo que le pasó a Vern, un mono capuchino de 32 años que vivió en el zoológico Wright Park Zoo, en Kansa, desde 1998 junto con una hembra llamada Charro. Vern tenía un año cuando llegó al zoológico, y esta pareja tenía al menos 4 hijos, incluyendo sus hijos más pequeños, Jack y Pickett.

Las autoridades manejan el supuesto de que Vern resultó herido al intentar proteger a su hijo Pickett de alguien que había entrado en el recinto para robárselo.

Por fortuna, Picket fue encontrado en perfecto estado de salud a pocos kilómetros del zoológico, pero Vern no corrió con la misma suerte.

Vern fue encontrado herido por el personal del zoológico en la mañana. Lo trasladaron a la Universidad Estatal de Kansas el 10 de septiembre, donde fue sometido a una cirugía porque tenía una rodilla rota.

La cirugía se consideró exitosa y Vern se estaba recuperando cuando de pronto el personal del zoológico informó en Facebook su triste deceso.

Drew Francis, jefe de policía de Dodge City dijo que creen que Vern solo estaba protegiendo a su hijo de una real amenaza sin saber que encontraría el fin de su vida.

«No creemos que el pequeño Pickett, haya encontrado el camino para salir del recinto por propia cuenta. Tampoco creemos que haya llegado solo a donde lo encontraron.

La lesión de su padre parece ser un traumatismo por ejercer una fuerza contundente como si se tratará de una caída severa”, dijo Drew.

Hannah Schroeder, directora del zoológico, aseguró que Vern era muy protector con su cría más joven y no lo habría dejado ir sin antes defenderlo.

Lamentablemente, no había cámaras, ni vigilancia en el momento del presunto robo por lo que las autoridades esperan los resultados de la necropsia para determinar a la causa de su repentino fallecimiento, sin embargo, se presume que fue a causa de las heridas que recibió.

«Aunque dudo que el responsable tenga la decencia de presentarse, instamos a cualquier persona que sepa quien cometió este acto o tenga idea de quién lo haría se comunique con nosotros», dijo Drew.

Desde entonces el zoológico instaló las cámaras para proteger al pequeño mono que quedó huérfano.

«Oh Dios mío no puede ser, pensé que estaba bien, estaba tan emocionada de verlo nuevamente, hiciste sonreír a tantos corazones, te extrañaremos muchísimo», dijo una conmocionada usuaria de las redes.

Otras personas se unieron al dolor de tan triste pérdida y manifestaron sus condolencias y lamentaron que Vern no haya sobrevivido.

Desde aquí expresamos nuestro pesar por lo sucedido. Comparte esta trágica noticia como un rechazo a este tipo de acciones que son tan devastadoras.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!