Una joven adopta un perro y deja de alimentarlo porque “estaba muy ocupada”

Generalmente, cuando la gente adopta un perro o mascota es para encontrar algo de compañía, un amigo de cuatro patas que nos amará sin importar nada y siempre estará allí para nosotros moviendo la cola, jugando constantemente e intentando hacernos sonreír.

Por eso resulta descorazonador una historia en la que alguien, después de adoptar a un cachorro en su refugio local, se olvide de la existencia del animal por el motivo que sea. Este fue el caso de una mujer que alegó que su descuido se debía a que ella se encontraba “muy ocupada” como para encargarse de alimentar al canino.

Alexandria Drew ha sido arrestada en el condado de Sarasota por cargos de negligencia y abuso animal después de que la mujer llevara a su perro a la facultad de ayuda animal, y oficina de sheriff del condado, en un estado sumamente avanzado de malnutrición afirmando que el animal era callejero y que lo acababa de encontrar.

Yo vi al perro ese día cuando llegó, estaba esquelético, se le podían ver las costillas y parecía que no había comido en meses, no estaba en buena forma en lo más mínimo”, dijo el teniente Daniel Tutko.

Los investigadores dijeron que Alexandria, de 20 años de edad, había adquirido un Border Collie con apenas 10 meses de edad. Sin embargo, el 13 de septiembre de 2016 intentó entregar al perro afirmando que nunca lo había visto antes y que seguramente se trataba de un callejero.

A pesar de sus engaños, los trabajadores del refugio revisaron el microchip de registro del animal y confirmaron que Drew era la dueña registrada del cuadrúpedo.

Según los registros, Drew había adoptado a Richter en marzo del año pasado, quien para entonces pesaba unos saludables 11 kilos; cosa que, tratándose de un cachorro en crecimiento, era el peso recomendado. Pero se esperaba que al crecer aumentara de peso, algo que no ocurrió; ya que seis meses después, cuando Drew intentó devolver al cachorro, este pesaba a penas 9 kilos.

El perro fue sometido intencionalmente a estas circunstancias”, explicó el teniente Tutko.

Los veterinarios confirmaron que Richter sufría de malnutrición debido a la negligencia y falta de comida. Cuando fue confrontada sobre el tema, Drew dijo que estaba demasiado ocupada como para cuidar del perro y que no podía pagar la cuota de 30 dólares en la Humane Society.

Ella no quería tomar responsabilidad por las condiciones en las que se encontraba el perro”, aseguró el teniente Tutko.

Por su parte, en una entrevista telefónica con el canal de noticias 8, Drew dio las siguientes declaraciones:

Me siento terrible, tenía miedo, así que mentí, no niego nada de lo que pasó y estoy tomando responsabilidad. No soy una mala persona, apesta que la mayoría de la gente no pueda escuchar mi versión de los hechos, esto me hace ver como un monstruo”.

Si bien no estuvo para nada bien el hecho de que adoptase un perro sabiendo que no contaba con el tiempo y recursos para cuidar bien de él, sus acciones tienen repercusiones que la llevarán ante la ley.

Relay Hero / wfla / fourleggedfriendsandenemies

Y fue así precisamente como ocurrió, Drew fue liberada de sus cargos después de pagar su fianza de 1000 dólares el mismo día que fue arrestada.

Este es un excelente recordatorio de que los animales no son juguetes, ni peluches, ni simples objetos, son seres vivos que necesitan de cuidados y de una gran responsabilidad.

Lleva este mensaje a tus amigos para que tomen conciencia. Comparte esta noticia.

¿Te gustó?

EL VIDEO DEL DIA

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!