La vida de muchos patitos estará a salvo tras prohibir “foie gras” en grandes restaurantes

Para nadie es un secreto que comer bien es uno de los grandes placeres de la vida, disfrutar de un suculento plato y conversar sobre lo delicioso que estaba es algo que le agrada a muchas personas.

El Foie gras es uno de esos manjares que forma parte de la cocina francesa y deleita a los amantes de la buena cocina. Sin embargo, olvidamos que detrás de un exquisito plato está en riesgo la vida de muchos animalitos.

El foie gras en francés es hígado graso.

Para elaborar el foie gras, los patos y gansos son alimentados a las fuerza con una mezcla a base de maíz graso que agranda su hígado, el proceso es conocido como gavage. The New York Times señala al respecto:

«El proceso requiere que se inserten tubos en la garganta de un pato para un régimen de alimentación de 20 días, hinchando el hígado hasta 10 veces de su tamaño normal”.

Nueva York es uno de los mercados más grandes en ofrecer  el foie gras, más de 1000 restaurantes ofrecen este plato donde el sufrimiento es inevitable para las pequeñas aves.

Afortunadamente, esto ha cambiado después de haberse aprobado por votos mayoritarios la prohibición del foie gras. El Consejo de Nueva York aprobó una legislación con 42-6 votos a favor.

Los patos o gansos son especialmente sobrealimentados.

Los patitos y gansos que se emplean para este plato no pueden caminar y tienen dificultad para respirar. La mayoría muere por insuficiencia hepática y son servidos a los comensales como un manjar, cuando  en realidad están consumiendo el órgano enfermo de un ave que sufrió mucho.

Lynn R. Dustin, del Hospital de Aves del Área de la Bahía en San Francisco, California, destaca que los patitos sufren numerosas lesiones en el proceso de alimentación forzada. Pueden sufrir quemaduras internas como consecuencias de la comida caliente ingresada por el tubo de sonda en el esófago.

También sufren hematomas, asfixia, sobreexpansión del esófago y lesiones del cuello.

No se puede negar que el foi gras promocionado como un manjar gourmet para atraer a los amantes de la alta cocina, es en realidad, el tejido enfermo de un animalito torturado. Las aves sufren un terrible costo solo para complacer el paladar de las personas.

El foie gras será prohibido en restaurantes y tiendas comestibles a partir del 2022, dándoles a los agricultores y restaurantes tiempo para el proceso de transición.

Quienes violen la prohibición serán multados con $2000.

Si bien la ciudad de Nueva York fue la primera en prohibir el controversial plato, California seguirá sus pasos. India, Israel y Gran Bretaña también se han manifestado rechazando el cruel proceso y prohibiendo el foie gras en sus restaurantes.

Alimentar a la fuerza a un animal solo para obtener un hígado graso es cruel y debe ser prohibido en todo el mundo. Este es un pequeño paso que agita el corazón de alegría de todos los activistas.

Comparte la nota en tus redes sociales y comenta con tus familiares y amigos sobre esta victoria que deja grandes frutos.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!