Los consejos de la Policía para salvar la vida de gatos que se refugian del frío en los coches

La temporada de invierno ha llegado a diferentes partes del mundo, sin mencionar esos lugares en los que la nieve y el frío es una constante. Ante las temperaturas tan bajas, indefensas criaturas en busca de un poco de calor y protección pero en ocasiones eligen los lugares menos favorables o seguros.

Los animalitos callejeros suelen ser los menos sensatos, pues en busca de algo de calor eligen lugares como los automóviles para refugiarse.

Una elección no sólo peligrosa para ellos, sino para el propio conductor. Si alguna vez te ha sucedido, no te alarmes pues el asunto es más común de lo que te imaginas. Por eso, las autoridades han dado un par de recomendaciones para evitar accidentes durante este invierno.

Los animalitos y, especialmente los gatos que suelen ser tan escurridizos, entras a los motores de los automóviles después que estos son usados para calentase un poco y debemos estar todos atentos.

No sólo sucede con los gatos callejeros, sino las mascotas de tu propio vecindario.

La primera recomendación es bastante sencilla pero poderosa, pues puede ayudar a salvar al gatito de diferentes lesiones. Un par de golpes en el capó de tu automóvil podría hacer que, si hay algún animal durmiendo dentro de él, este salga de inmediato un poco asustado por el ruido.

Un leve susto será mejor que sufrir, rasguños, amputación de extremidades quemaduras o hasta asfixia.

Por lo general, los gatitos se esconden en el motor porque después de apagado este sigue emitiendo calor por un tiempo. Sin embargo, la criatura también puede estar refugiada en otras partes del carro.

Antes de encender, revisa que no haya nada en el área de los neumáticos. De hecho puedes dar pequeños puntapiés a los cauchos para estar seguros.

Abrir y cerrar la puerta con un poco de fuerza también servirá para hacer el ruido necesario y hacer que el animal salga en caso de que hubiese alguno en tu vehículo.

De igual modo, también podrías golpear el techo del automóvil. Recuerda que lo importante es despertar o alertar al gatito para que salga de su escondite antes de que el automotor se ponga en marche.

También es importante que agudices tu oído y prestes especial atención a cualquier ruido o maullido que puedas sentir.

En caso de que un gato esté en tu vehículo, intenta sacarlo del lugar con mucho cuidado para no lastimarlo. Además debes ser prudente, pues en ciertas ocasiones puede pensar en defenderse y recurrir a sus uñas si considera que está en peligro.

Si el animal está en una zona compleja y no puede salir, lo mejor es llamar a control animal o a alguien capacitado. Ellos sabrán cómo actuar de acuerdo al momento.

Recuerda que lo más importante es que nadie resulte lastimado. Ellos tampoco lo hacen por molestar, solamente están en busca de un lugar calientito donde protegerse del frío y los automóviles suelen ser ideales para ellos que desconocen los peligros.

Por favor comparte estos pequeños datos en tus redes y ayúdanos a educar ¡Salvemos la vida de los pequeños con estos simples consejos!

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!