Los trabajadores de una oficina hallan desconcertados a un búho que se cayó de su nido

Afortunadamente, existen ángeles en la tierra que están siempre dispuestos a ayudar a los más necesitados, especialmente a los animales vulnerables, y Maryam Khalil y su equipo de trabajo son seres llenos de amor.

Enlaces patrocinados

Una mañana Maryam Khalil entró en su oficina en Forman Christian College como de costumbre, pero se encontró frente a frente con una de las caritas más asombrosas que había visto en su vida.

Se trataba de una tierna criatura que jamás pensó tener tan cerca, realmente se enamoró de ese pequeño animalito.

«Vi un hermoso búho cerca de mi cubo. Uno de mis colegas lo tenía en la mano. Fue lo más adorable que hemos presenciado en la oficina», dijo Maryam.

El ave tenía grandes ojos amarillos y un suave pelaje de plumas grises y marrones.

Maryam se había topado con muchos pájaros mientras realiza sus acostumbrados paseos matutinos y vespertinos por el campus, pero nunca había estado tan cerca de uno.

El pequeño búho se había caído de su nido durante una fuerte tormenta, era evidente que el nido estaba muy cerca. El colega de Maryam lo vio y lo recogió para llevarlo adentro para que se secara.

Enlaces patrocinados

Como era verano, el aire acondicionado de la oficina estaba a tope, por lo que envolvieron al pajarito con una tela muy suave para mantenerlo caliente.

Pronto, el pequeño búho llamó la atención de todos en la oficina, de pronto las responsabilidades laborales pasaron al segundo plano. Afortunadamente a pesar del alboroto que había en el recinto, el búho parecía perfectamente tranquilo y en calma.

«Lo puse en una caja en mi regazo cuando comenzó a mirar a su alrededor con sus ojos cautivadores. Durmió un rato y le dimos de comer durante el día», agregó Maryam.

Una vez que terminó la jornada laboral, Maryam y sus colegas se dispusieron a encontrar el nido del búho, por suerte lo consiguieron y sin dudarlo se lo devolvieron inmediatamente a su madre.

Enlaces patrocinados

Durante dos años Maryam no volvió a ver otro animal salvaje en su oficina hasta que un búho adulto los visitó de manera inesperada y sorprendió a todos al volar a una sala de conferencias durante una clase nocturna.

Realmente había algo en este animal que le resultaba familiar.

«Este no era un búho bebé, pero se veía encantador mientras nos guiñaba un ojo», dijo Maryam.

Maryam no podía asegurar que se trataba de aquel búho que hace un par de año se había caído del nido. Pero lo cierto es que le gusta pensar que se trata de ese pequeño bebé al que ayudó hace tanto tiempo y que tiene una vida feliz.

Jamás podrán olvidar el encuentro con este adorable y majestuoso animal. Comparte esta emotiva y hermosa historia.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!