Muere el perrito callejero que suplicaba que le compraran postres para pagar su cirugía

Mientras algunos conductores irresponsables huyen de la escena después de haber arrollado a alguien, hay una mujer en Yucatán, México, que hizo todo lo contrario. Y, tras intentar ayudar a la víctima de la negligencia de un tercero, ahora desató toda una ola de solidaridad en memoria de Rex.

Enlaces patrocinados

Este mestizo sin hogar fue atropellado y encontró en una generosa mujer los cuidados que su agresor no fue capaz de brindarle.

Así lucía Rex cuando fue rescatado.

Silvia V. se hizo cargo del peludito después de presenciar el accidente. La mujer lo llevó a un veterinario, el cual le informó que Rex –como ella decidió llamarlo- necesitaría una operación para volver a caminar. 

Aunque Silvia tiene un gran corazón, su presupuesto no es tan amplio y no podía cubrir los gastos que la cirugía implicaba. Pero la rescatista no se daría por vencida y a finales de enero comenzó una campaña en redes para recaudar fondos e intervenir a Rex.

Había que hacer algo para ayudarlo.

La dama vendía empanadas de queso crema y donas a $15.00 pesos mexicanos (0,75 dólares), para ayudar a su peludito.

De hecho el propio Rex ayudó a su buena causa y con cartelito en cuello acompañaba a Silvia a enamorar a los clientes para que compraran sus productos.

Enlaces patrocinados

Rex enternecía los corazones de los clientes con esta nota.

Durante las últimas semanas, esta pequeña familia había estado vendiendo sus postrecitos en el parque de la biblioteca de Polígono 108, ubicado sobre la calle 26 C por 27A y 27B, y utilizaban las redes sociales para animar a sus vecinos y amigos a ayudarlos.

Rex y su mamita ofrecieron donas decoradas en el pasado San Valentín.

Tristemente después de unas semanas de recaudación para la operación, el peludo no resistió.

Rex presentaba un cuadro de desnutrición y deshidratación severo que complicaba su situación y, pese a haber recibido el apoyo tras acudir con un ortopedista, el can fue ingresado de emergencia y su corazón no resistió más.

Enlaces patrocinados

El peludo falleció hace una semana.

La operación de las piernitas de Rex estaba valorada en 500 pesos (24 $), y la mujer casi llegaba a la meta. Pero tras la desaparición física del callejerito, Silvia decidió utilizar el dinero para la cremación del peludo y donará lo sobrante a otros animales que lo necesiten.

A través de un WhatApp se supo la noticia.

Aunque Rex no se salvó, el buen corazón de esta mujer lo hizo a sentirse amado esas últimas semanas de vida. Silvia se preocupó y cuidó de él como si fuese su mascota desde hacía mucho tiempo y eso seguramente es algo que Rex valorará desde el cielo.

Ellos no merecen morir arrollados al lado del camino, por eso el empeño de Silvia por ayudar a Rex es digno de aplaudir. Comparte esta historia y envíale tus bendiciones a esta mujer y al peludo en el Cielo.

Enlaces patrocinados
¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!