Humilde mujer de la limpieza rescata a una perrita parapléjica dejada dentro de una bolsa

Muchas veces una persona muy humilde, con pocas oportunidades en la vida, puede ser rica de corazón. Está demostrado incluso que, en la mayoría de las ocasiones, quienes menos riquezas tienen, son los que mayores sentimientos albergan en su corazón, convirtiéndose en inspiración y ejemplo para el mundo.

Por el contrario, otros tienen una piedra por alma, al punto de que son capaces de cometer las peores injusticias contra seres frágiles e indefensos, cuyo único pecado es haberles entregado todo su amor y fidelidad. Tal como lo vivió una dócil perrita de condición especial que fue dejada a su suerte de la peor manera.

Es realmente cruel e indignante lo que le hicieron

Afortunadamente, en el camino de esta perrita apareció una humilde mujer que trabaja en la limpieza, quien no pudo ser indiferente y dejarla de lado, especialmente porque la peludita no podía mover sus patas traseras.

El nombre de la noble trabajadora es Suelen Bernardes Lopes, quien se llevó una gran sorpresa al ver a una perrita tristemente abandonada en una calle de Jardinópolis, Brasil. Cuando vio que la pobrecita no podía mover todo su cuerpo, decidió rescatarla.

La criatura imploraba ayuda con urgencia

«En la calle, ella no iba a estar segura. Pensé en su bienestar. Ni siquiera iba a poder dormir, sabiendo que ella estaría gateando por la calle, bajo la lluvia, hambrienta y con frío», dijo Suelen.

La perrita fue dejaba en plena calle por un automóvil, alrededor de las 4:50 pm de la tarde. El pasajero abrió la puerta, metió al animalito en una bolsa sobre la calle y se marchó sin siquiera mirar atrás. Quizás para no cargar en su conciencia ese cruel momento en que la perrita quedaba desesperada y llorando, por culpa de la familia que pensó jamás la dejaría de amar.

Uno de los vecinos fue quien descubrió que se trataba de un canino.

El vecino pidió ayuda al jefe de seguridad del vecindario, quien llamó a una clínica veterinaria para examinar a la perrita a la que llamaron posteriormente Neguinha.

Tras la llamada, la mujer de la limpieza decidió llevarse a su nueva amiga a casa, antes incluso de pensar en si podría quedarse con ella a largo plazo.

«Estaba medicada y no sabíamos qué hacer, así que la tomé y me la llevé, porque no la iba a dejar en la calle. Está indefensa. Esto no se hace con ningún perro, especialmente en su situación”, afirma la mujer.

La humilde mujer no dudó un solo segundo en llevársela aunque no tuviera dinero para mantenerla

humilde

Debido a que Suelen trabaja todo el día fuera de casa, no está en capacidad de adoptarla al no poder ofrecerle los cuidados y la atención necesarios.

Sin embargo, el no haber pasado de largo y brindarle una oportunidad, ya es un verdadero gesto de amor, que no lo hace cualquiera.

«Si pudiera pagar todos sus gastos, me quedaría con ella. La persona que quiera adoptarla tiene que asumir la responsabilidad y yo me comprometeré a hacer un seguimiento. Una vez a la semana, iré a ver si está bien cuidada. No quiero que nadie más le vuelva a hacer daño», afirmó Suelen.

Lamentablemente, no se ha podido dar aviso formalmente a la Policía de los hechos, porque no se tienen datos del vehículo involucrado.

Pero, Neguinha no podía imaginar que pronto su suerte cambiaría para siempre. Por fortuna, debido a que su historia se hizo viral, un día Suelen recibió la visita de una maravillosa rescatista independiente y amante de los animales, Regina Maria da Silva.

Ella le dijo a Suelen que adoptaría a Neguinha y se la llevaría a su refugio, donde tiene otros 200 animalitos, la mayoría discapacitados.

Fue así como Neguinha fue rebautizada como Frida y ahora goza de todo el amor de su nueva humana, y de cientos de angelitos caninos que la recibieron como una hermana más. Al respecto, Regina comentó:

“Los animales son especiales. Son ángeles. No tienen nada de malo. Son puros, verdaderos y nos devuelven el cariño con todo lo mejor que tienen, que es el amor puro que no tenemos los seres humanos”.

Lo mejor es que Frida ya está en tratamiento médico, y los veterinarios piensan que con paciencia y amor, probablemente vuelva a caminar. ¿No es el más feliz de los finales?

Es extremadamente lamentable que sigan sucediendo actos tan viles como este. Ayudemos a crear conciencia. ¡Gracias, Suelen y Regina, por todo lo que hicieron para salvar a esta dulce criatura de su triste destino!