“Papá, este dinero es para pagar” – Lleva sus ahorros en una bolsa para pagarle al veterinario

Tener a una mascota no es cuestión de solo alimentarla y darle un techito, ellas necesitan amor y en ocasiones cuidados médicos. Sin embargo, a mucha gente se le olvida que sus animalitos deben tener sus vacunas y visitar a sus veterinarios de vez en cuando.

Los casos de negligencia abundan, pero un niño le ha dado una gran lección al mundo.

Se trata de un chico de Querétaro, México, que ha sorprendido incluso a su papito con su lindo gesto: este niño dio sus ahorros por el bienestar de su perrita.

La historia llega a las redes gracias al testimonio del propio Roberto Alejo Loera. Resulta que hace poco unos meses, este padre de familia estaba haciendo las diligencias para que una cachorrita llamada Bailey se incorporara formalmente a su familia.

Este es el rostro de un pequeño muy responsable.

Roberto sabía que la adopción no consiste solamente en llevar al peludo a casa, sino que como persona responsable debía asegurarse de ponerle sus vacunas y verificar su estado de salud. Todo eso implicaba un dinero que quizás no todo el mundo pueda pagar de inmediato.

La salud puede ser un asunto costoso sin importar la especie.

Parece que el hombre hacía sus cálculos en voz alta mientras conducía hacia el veterinario en compañía de la perrita y uno de sus hijos, cuando el chico lo sorprendió con una gran revelación:

“Papá, este dinero es para pagar los gastos de mi perrita”, dijo el niño desde el asiento trasero.

El hijo de Roberto sacó de entre sus cosas una bolsa transparente en la que cargaba algunas monedas: eran sus ahorros y los estaba poniendo a disposición para cubrir la consulta de Bailey.

Sin duda, Roberto se impresionó y quedó conmovido con el gesto, pero sintió que no debía tomarlo. Por tal motivo, le explicó al pequeño que no era necesario, sin embargo, el chico insistió: “papá, este dinero lo ahorré para esto”.

¿Acaso no es eso lo que hace un dueño responsable?

En ese momento, Roberto entendió que debía tomar las monedas, ya que de era una gran lección para el chico y también para el propio padre.

“Hoy al llevar a Bailey a su cita con el Veterinario mi hijo me sorprendió al darme este dinero, yo no lo sabía, pero desde que tiene a Bailey se ha puesto a ahorrar para sus vacunas y alimentos. Me dio ternura y le dije que se los quedara, pero me miro a los ojos y solo me dijo: ‘Papá, este dinero es para esto’. Debemos respetar el propósito de su esfuerzo. Este Pelao es mi maestro”, escribió Roberto en su publicación de Facebook.

El próximo 22 de junio se cumplirá un año desde que este pequeño le dio semejante muestra de responsabilidad a su padre, una muestra que incluso aún hoy tiene relevancia. Cuántos dueños hay allí fuera que no se preocupan ni siquiera por alimentar a sus mascotas y este niño desde su pequeña experiencia resulta mucho más responsable que muchos adultos.

Aplaudimos los buenos valores y sin duda que este niño está cargado de ellos, comparte esta historia y ayúdanos a educar a tantos adultos negligentes. ¡Bravo chiquillo!