Pierde al gatito que era su mejor amigo pero encuentra la forma perfecta de honrar su memoria

Si alguna vez pensaste que perros y gatos no podían ser amigos, da un vistazo a la conmovedora historia de Flora y Dexter.

Flora es una enorme y hermosa perrita de raza malamute. A pesar de su gran tamaño, su corazón pertenecía a un ser muy pequeñito: un gatito con el que pasó casi toda su vida. Eran los mejores amigos y todos los días se disponían con seriedad a realizar su actividad favorita: tomar una siesta abrazados.

Flora fue rescatada del refugio Best Friends Animal Society.

Por desgracia; Dexter perdió la vida y Flora no sabía cómo continuar sin su mejor amigo. El tiempo pasaba y los dueños de la perrita comenzaron a preocuparse.

Se encontraba cada vez más deprimida y su salud estaba comenzando a decaer. Había que tomar medidas para ayudarla a afrontar esta dolorosa pérdida. Fue entonces cuando decidieron volver al refugio para buscar gatitos que lograran hacer amistad con Flora.

Dexter vivió durante 22 años.

Primero, intentaron con dos gatitos pero el resultado no fue lo que esperaban. La dulce perrita los trató en todo momento con mucha amabilidad pero no tenían la misma conexión que existía con Dexter.

Los gatitos simplemente no querían tomar la siesta con ella, así que Flora continuó cada vez más triste. Por suerte, su familia no estaba dispuesta a rendirse. Regresaron al refugio y buscaron un nuevo equipo de felinos.

Flora y su familia viven en la ciudad de Kanab en Utah, Estados Unidos.

Se trataba de cuatro hermanos que necesitaban con urgencia de hogar temporal. Iggy, Bowy, Glamour y Roxy eran mínimos y necesitaban de muchos cuidados.

Les dieron una pequeña habitación con camas y juguetes para gatos y con el paso de los días Flora decidió acercarse a ellos. Lo malo era que los pequeños se sentían un poco asustados con la enorme Flora, pero después de un par de días no aguantaron la curiosidad.

“Iggy fue el primer valiente. Se acercó a Flora y ambos se olieron. Ella fue muy gentil y en cuestión de segundos ya tenía una gran sonrisa”.

Los otros tres gatitos no tardaron en descubrir a la maravillosa Flora. Horas después, la hermosa perrita ya era toda una madre protectora.

Les enseñó a explorar por toda la casa y se aseguraba de que que todo estuviese en orden. Estos pequeños partirán a buscar un hogar definitivo; pero la linda perrita malamute ha descubierto que es una maravillosa madre temporal.

“Flora es la Encantadora de gatos”.

Nada puede llenar el enorme vacío que Dexter dejó en el corazón de Flora. Sin embargo, esta linda perrita honrará la memoria de su viejo amigo al ayudar a tantos otros gatitos que solo necesitan de un poco de amor.

¿Qué opinas de la hermosa Flora? No dudes en compartir esta nota que nos demuestra que la amistad entre un perro y un gato realmente es posible.

¿Te gustó?
Más noticias sobre:

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!