Ella tenía lesiones tan graves en su piel que solamente tocarla le producía mucho dolor

Se trata de Towser una terrier de 11 años que sufría una tremenda agonía debido a que su pelaje estaba terriblemente descuidado. Cuando fue llevada al refugio “Hillside animal Sactuary” tuvieron que tomarla entre toallas para no ocasionarle más dolor.

Fue entregada al santuario junto con otro perro llamado Bobby, luego de que su propietario de avanzada edad fuera llevado a un hospital en un estado muy grave de salud. El supervisor de este santuario, Holeigh Melton, de 23 años, comentó: “Cuando llegó Towser ella estaba padeciendo mucho dolor. Tuve que sostenerla en una toalla para tratar de no hacerle daño.”

“Cada vez que la tocaba gruñía. Ella no es agresiva, es solo que sentía demasiado dolor con el simple contacto”.

“Estábamos totalmente sorprendidos por su condición tan descuidada, Towser tenía el pelaje tan enmarañado que no podía caminar ni ver. Su abrigo era tan abundante que tenía problemas para limpiarlo ella misma”, “Mediante los rayos X, se descubrió que su vejiga estaba llena de piedras cristalizadas debido a su no ser capaz de evacuar correctamente”.

Ambos perros tuvieron que ser sedados para poder arreglar su pelaje, no fue sencillo pues los doctores ni siquiera lograban encontrar sus colitas entre tanto pelo enmarañado. Pero esto no fue todo, a pesar del dinero que tuvieron que invertir en su salud aún quedaba un asunto muy importante.

“Towser necesitaba una operación de alto riesgo para remover los más de 200 cálculos de su vejiga” Holeigh agregó: “A pesar de que habría sido más fácil “dejarla ir “, tomamos la decisión de tratar de salvarla”.

“Su vida sin duda pende de un hilo, pero, afortunadamente, después de pasar varios días con el veterinario, la cirugía para extirpar 200 piedras de la vejiga se ha realizado correctamente, y ahora se está recuperando”.

Hillside

Se cree que su dueño había disminuido la atención para los perritos debido a su edad y ya estaba luchando demasiado para cuidar de sí mismo desatendiendo también a los perros. Ambos perros habían sido propiedad de su última esposa, por lo que se presume que los conservaba como un vínculo con ella.

Afortunadamente esta historia tendrá un final feliz, pues estos perros pudieron ser sacrificados dadas las condiciones tan malas en las que habían vivido los últimos años, sin embargo, les dieron una segunda oportunidad para disfrutar de la vida que merecen.

Comparte este inspirador rescate con tus amigos, no importan las malas condiciones, siempre hay una esperanza.

👇 NUESTRO VIDEO DEL DIA 👇

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!