Arrastrando su pata rota todavía le quedaban fuerzas para llevar a su rescatista hacia sus bebés

El espíritu de lucha de una madre no tiene límites, pero sin duda los animales nos dan lecciones sobradas de eso. Y cuando ya hemos conocido bastante sobre lo que son capaces de hacer por amor a sus pequeños, una historia que sucedió hace 2 años nos deja verdaderamente sin palabras.

Lianne Powell, una mujer británica de 49 años, se encontró con la escena más desgarradora al descubrir a una perrita de raza galgo que presuntamente fue abandonada por cazadores al terminar el invierno.

Los hechos sucedieron en Turre, en la provincia de Almería, España, en enero de 2017

A la perrita de dos años de edad la hallaron vagando por el mercado de Vera con una pata fracturada y en un estado lamentable de desnutrición, arrastrándose con las últimas fuerzas que le quedaban.

Lianne la llevó de inmediato a una amiga veterinaria Ellen Sobry, que dirige la Clínica Clinivet, en Turre, para que pudieran atenderla.

Decidieron llamarla Vera, por el lugar en la que la encontraron. No podían creer que siguiera viva tras descubrir el terrible estado en el que estaba.

Pero sólo después entendieron que sí tenía una razón más que poderosa para seguir luchando.

De pronto se dieron cuenta que estaba produciendo leche, por lo que seguramente habría dado a luz recientemente. Después de darle los primeros auxilios y ponerle una escayola, esperaron a ver su reacción y se quedaron sin palabras.

«Cojeando y, a veces, arrastrando su yeso, nos condujo a lo largo de las calles secundarias y las carreteras principales sobre los campos y por caminos pedregosos», relató Lianne.

Lo que hizo fue lo que cualquier madre abnegada hubiese hecho, hizo que sus rescatistas la siguieran por interminables 3 kilómetros.

Lianne y Ellen no podían imaginarse a dónde las llevaría Vera… ¡Sólo caminaron y caminaron!

«En un momento nos preocupamos de que ella solo estuviera tratando de encontrar su casa, pero de repente subió por una pequeña y fangosa pista y nos condujo hasta una casa abandonada, cruzó un patio y nos llevó a un automóvil».

Nunca se imaginaron que después de caminar tanto se encontrarían un viejo auto, lleno de tierra y ramas, en donde en la parte trasera yacían 10 cachorritos hermosos, gorditos y saludables, que fueron capaces de sobrevivir gracias a la increíble fortaleza de su madre.

Es difícil imaginar como ese cuerpo tan frágil aún seguía con energías suficientes como para producir leche y alimentar a los 10 pequeños.

«No hace falta decir que hubo lágrimas por todas partes. En el estado en que se encontraba, se las arregló para valerse por sí misma y cuidar a 10 cachorros, es sorprendente», dijo Lianne.

A new adventure…ended very well!On saturday Lianne a friend of mine found an injured and undernourished greyhound on Vera market. After giving her first treatments and stabilising her broken leg we took her back to where she was found because we saw she was producing milk so somewhere she had puppies (or somebody took them away as it so often happens over here). We chose to watch what she would do so we followed her for over 3km, ended up somewhere in the Campo in Vera, into a derelict house and there in that car, we made a big Discovery ! 10 little lives waiting for their mum…💗———————-This video is exclusively managed by Mercury Press. To license or use in a commercial player please contact info@mercurypress.co.uk or call +44 (0)151 709 6707———————-

Publiée par Clinivet Turre Clinica Veterinaria sur Lundi 16 janvier 2017

«Vera no nos conocía, sólo la habíamos visto una hora antes, así que fue realmente increíble cómo decidió confiar y mostrarnos dónde estaban».

El automóvil abandonado en el que Vera dio a luz a sus cachorros tenía las ventanas cubiertas por cajas de cartón

La madre fue reunida con sus adorables cachorros y era imposible contener las lágrima al ver su profundo amor.

Vera empezó a recuperarse sólo por la fuerza del amor

Y los cachorritos le pagaban su gesto con la mejor de las caricias

Los pequeños quedaron al cuidado de Ellen y el personal de la Clínica mientras se fortalecían para buscarles un hogar

Facebook

Y en cuestión de 5 meses, Vera consiguió su hogar para siempre en Inglaterra.

Ella ama hacer la «croqueta» en el césped, es un poco tímida, pero está engordando rodeada del amor que mereció

Y 2 semanas después ya casi todos sus hermosos cachorros consiguieron un hogar y siguieron buscando uno para los últimos dos. ¡Son una belleza!

¡Si te has conmovido con el ejemplo de esta extraordinaria madre no dejes de compartirlo en tus redes!

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!