Perrito callejero que era sometido al peor trato, no puede dormir por las constantes pesadillas

A pesar de todas las organizaciones y fundaciones que trabajan arduamente para ofrecerle techo y comida a miles de perritos que son abandonados o rescatados, cada día parece más común ver perritos callejeros vagando sin rumbo esperando la ayuda idónea. Desafortunadamente, un gran número de perros callejeros ha sufrido de maltrato causado por personas insensibles que disfrutan ante el dolor de los inocentes peluditos.

Durante las pesadillas los perritos mueven las patas y las orejas, incluso pueden ladrar y llorar si están muy asustados.

Así fue como un hermoso perrito sin hogar que vivía en las calles de Corea del  Sur quedó con secuelas por todos los traumas del pasado. Cuando los rescatistas encontraron al perrito notaron que al descansar realizaba extraños ruidos provocados por las constates pesadillas que atormentaban sus sueños. Una joven comenta que cuando lo escuchó por primera vez pensó lo peor, descubrió que estaba equivocada al acercarse y notar que el perrito estaba llorando mientras dormía.

Los rescatistas decidieron bautizarlo con el nombre de Nuri.

Al ver el estado en que se encontraba el perrito no sabía si estaba enfermo o los tormentos del pasado lo perseguían, lamentablemente padecía ambas cosas, al revisarlo notaron que tenía una gran herida en el costado y espasmos en la pata trasera.

Nuri tenía varias heridas causadas con un objeto punzante.

Lamentablemente, al realizarle una revisión más detallada los rescatistas confirmaron que Nuri tenía múltiples heridas de ataque causados por un arma blanca. La triste escena conmovió a todos los rescatistas quienes se comprometieron no solo a sanar las heridas físicas sino su mente y corazón.

Sacarlo de las calles fue el primer acto de amor que hicieron los rescatistas.

El equipo de rescate confía en que el adorable perrito pueda superar sus traumas y darse la oportunidad de disfrutar una nueva vida sin maltrato ni abuso. Solo necesita recuperar la confianza en las personas y un nuevo dueño que le de amor infinito y le ofrezca un hogar donde poco a poco se sienta como un miembro más de la familia.

Los expertos recomiendan no despertar a un perro cuando está dormido y menos si tiene pesadillas.

Es lamentable que los perritos callejeros tengan que pasar por este tipo de situaciones, la violencia a la que están inmersos deja a la mayoría de los perritos en una angustia constante necesitando de un largo trabajo para ayudarlos a superar el trauma.

Con tratamiento Nuri ha logrado tener dulces sueños.

Afortunadamente, Nuri fue rescatada a tiempo y ahora está en su etapa de recuperación, pronto estará listo para ser adoptado, esperemos que su futuro dueño le brinde amor incondicional, ése que no tuvo hace mucho tiempo.

Comparte la nota para que juntos podamos ser la vos de aquellos perritos que son víctimas y merecen una vida mejor.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!