Perrito fiel lleva 4 días esperando a su dueño en el puente donde lo vio saltar

Un perrito bastante leal y profundamente unido a su dueño no puede alejarse del puente en el que su humano atentó contra su propia vida y la historia conmueve al mundo.

Los perros son los más fieles a aquellos con los que logran unir su corazón, si has tenido la oportunidad de tener a una de estas criaturas como mascotas seguro lo podrás confirmar.

Un perrito siempre acompañará a las personas que ama.perrito

Por eso, siempre es lamentable cuando estos peludos son separados de sus dueños y precisamente esa mala jugada del destino ha afectado a un perrito que sigue a la espera del hombre que la cuidó por años.

Lamentablemente, eso ya no va a poder ser, pues por razones desconocidas el humano de este peludo decidió acabar con su vida en un puente.

Una decisión como esa siempre resulta desoladora

El hecho ocurrió en Yangtze, en Wuhan (China), y por al menos cuatro días estuvo el perrito a la espera de que el hombre saliera de las aguas en las que lo vio por última vez.

Dentro de su inocencia ese es el deseo más grande del animalito y por eso su historia nos ha conmovido a todos.

Allí sentadito, él solo deseaba una cosa.

La gente que pasó por el lugar días después de que ocurriera la tragedia, quedó sorprendida con la lealtad tan grande del perrito. El pobre continuaba allí, a un lado de las barandas del puente con sus ojitos hacia el vacío. 

El can se echaba para descansar durante la infinita espera.

Un residente de apellido Xu, declaró a un medio de comunicación local que al ver al perrito durante varios días allí, decidió ayudarla.

El hombre le proporcionó alimento e intentó ganarse su confianza, puesto que el animalito demostró ser bastante dócil; sin embargo, su plan falló.

Él solo quería terminar con su dolor.

Este samaritano pretendía conquistar al peludo para adoptarlo. Le partía el alma verlo allí en el puente, pero el perrito leal esperando aún a su dueño se negó.

La criatura no se dejó atrapar e insistió quedarse allí sobre el puente. 

Al conocer la historia, Du Fan, director de la Asociación de Protección de Pequeños Animales de Wuhan, decidió unirse a la buena voluntad del señor Xu y acudió al puente para buscar a el perrito. No obstante, el can ya no se encontraba en el lugar.

Du y sus voluntarios comenzaron a rastrear la zona en busca del perrito, y además pidieron a los oficiales acceder a la cámara de seguridad del puente para tener alguna pista sobre el perrito. 

El angelito merecía ayuda.

Aunque las imágenes no revelaron nada importante en cuanto al paradero del animal, Du quedó conmovido al presenciar el momento en que su dueño decidió saltar del puente.

“Les pedimos a los oficiales del puente que verificaran qué sucedió exactamente. Estaba muy oscuro, [no] podíamos ver mucho en las imágenes de vigilancia. [Vimos que] la persona saltó de inmediato”, explicó el animalista.

Conmovidos por la situación, la Asociación está comprometida con la localización del perrito. La intención es ubicarlo para llevarlo al refugio, atenderlo y hallar para él un nuevo hogar. 

“Todavía esperamos encontrar un nuevo dueño para el perro. Creemos que es muy triste que un perro tan leal se pierda en las calles”, dijo Du.

Este perrito demostró hasta último instante lo leal que puede ser y esperamos que ese sentimiento sea recompensado, que la vida y estas personas le devuelvan la protección y los cuidados que merece. 

Aunque se trata de una historia cuyo desenlace es incierto, el gesto de este animal pone nuevamente en alto lo leales que pueden llegar a ser nuestras mascotas y especialmente los perros.

Como este peludo desaparecido, sabemos de perritos que esperan a sus dueños después de la muerte. Para estas criaturas no hay despedida posible entre dos corazones que se aman como sólo un perrito puede llegar a amar.

Aprendamos a valorar siempre a nuestras mascotas, pues como ellas no encontraremos otro ser más fiel en nuestras vidas.