Perrito que detesta la hora del baño se arma de valor para apoyar a su madre cuando es su turno

Diego es un hermoso pug de color negro que tiene algo muy claro en la vida: no le gusta que lo bañen.

Enlaces patrocinados

Cada vez que llega la hora de recibir un baño, el perrito comienza a dar fuertes aullidos y cualquiera pensaría que el pobre está recibiendo una terrible sesión de tortura.

Su dueña, Raphi Muñoz, procura utilizar agua tibia y darle todo tipo de mimos para hacer este momento más fácil para él. Sin embargo, Diego pasa todo su baño quejándose con los más fuertes alaridos.

“Cuando lo bañamos grita como si alguien le estuviese haciendo todo el daño del mundo”, dijo Raphi.

La familia se había acostumbrado a los extraños conciertos cada vez que había que bañar el perrito. Lo que no podían imaginar era que el miedo de Diego por el baño sería tan grande que comenzaría a temer seriamente por la salud de sus humanos cada vez que los veía darse una ducha.

Cuando Raphi abre la ducha para disfrutar de un relajante baño, el perrito se vuelve alerta y trata de sacar a sus dueños lo más lejos posible de aquel “peligroso” lugar.

Enlaces patrocinados

“¡Es muy heroico y noble de su parte! Es bastante protector conmigo, así que no esperaría menos de él”, celebró Raphi.

A diferencia de su perro, Raphi siempre ha disfrutado de un relajante baño de espuma pero ahora no puede hacer esto sin preocupar a su graciosa mascota.

Diego parece muy seguro de que si él odia tanto los baños, el agua también significa una terrible amenaza para sus humanos. Raphi entraba al baño y de inmediato escuchaba los aullidos de su perrito extremadamente preocupado por ella.

Enlaces patrocinados

En una ocasión, abrió la puerta para asegurarle que todo estaba bien y la reacción del peludito la conmovió. Diego jamás había entrado voluntariamente al baño, pero se acercó temblando para ver si su madre estaba bien.

“A pesar de tenerle terror al baño, no deja de preocuparse por su dueña. ¡Qué tierno!”, celebró un usuario en las redes.

El adorable peludito se armó de valor y hasta levantó una de sus patitas para indicar en un tierno gesto que le brindaba todo su apoyo a Raphi.

“Ahora, cada vez que me baño, mi perro quiere tomar mi mano”, aseguró Raphi.

@raphiflowersOn Duty Pug anyone? I don’t know why he does this he cries if I don’t hold his paw #fyp #foryou #BaseballSzn #pugsoftiktok #blackpug #fypシ♬ Sarah – Alex G


A todos nos encanta saber que contamos con una mano, o una patita amiga, en las ocasiones difíciles. Si este adorable pug se muestra tan preocupado por su dueña a la hora de la ducha; no hay mejor prueba de amor.

Los peluditos siempre se las ingenian para brindarnos su amor de las maneras más impensadas. No te vayas sin compartir al adorable Diego brindando una patita de apoyo.

Enlaces patrocinados
¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!