Apenas tenía 3 meses y lo tiraron al basurero, su familia consiguió un perro nuevo

Tener una mascota es una gran responsabilidad, como sus dueños, nosotros tenemos su futuro en nuestras manos. Para un animal es muy difícil comprender las razones por las que su familia lo ha abandonado o encontrar una forma de alimentarse por sí solo en tiempos adversos.

Por desgracia, es una realidad que muchos dueños de mascotas suelen abandonarlas en los peores lugares con el fin de evitar que los animalitos vuelvan a sus hogares o que se los puedan volver a encontrar por accidente, dejándolos a la intemperie, lo que casi siempre los lleva a una muerte segura.

El pobre había pasado mucho tiempo comiendo del basurero.

Pero otros casos son un poco más afortunados, y aunque el abandono de una familia trae graves consecuencias emocionales para un animal, simplemente encontrar a una familia que sí se preocupa por ellos, hace que toda esa horrible transición valga la pena, en lugar de estar condenados a tener una vida llena de injusticias y maltratos.

El protagonista de esta increíble historia es Yoda, un perrito de apenas 3 meses quien fue abandonado por su familia por uno de los más vagos motivos que alguien podría imaginar, al parecer su familia lo decidió abandonar porque iban a conseguir un nuevo perrito para su hogar.

Tener a otro humano ayudando comenzaba a traerle nuevas esperanzas.

Qué desgracias le podrán esperar a ese pobre perrito; después de todo, la familia de Yoda ha demostrado lo descorazonada que puede ser, pues la ubicación que ellos escogieron para dejar al perrito fue un basurero.

Las personas que están pendientes del basurero fueron las encargadas de informar a Sidewalk Specials, quienes acogen a perros que se encuentran en condiciones de abuso o que están en listas de espera para ser sacrificados en perreras.

Este era el terrible estado en el que se encontraba el perrito

Este refugio, a diferencia de cualquier albergue común, no cuenta en realidad con espacios propios para acomodar a los perros mientras consiguen su hogar permanente, sino que utilizan las casas de sus voluntarios para ese propósito. De esa forma los animales no tienen que lidiar con hacinamientos, un factor común de muchos refugios, mientras se recuperan en un ambiente de hogar.

En el momento que los voluntarios de Sidewalk Specials encontraron a Yoda, el perrito estaba muriendo de hambre, sólo comía lo poco que encontraba para alimentarse entre la basura. Además de su pobre alimentación, el animalito tenía un terrible caso de fiebre que le había causado las mordidas de garrapatas.

Pero lo que no sabía era que esto era sólo el comienzo de un futuro más brillante

Una vez sacaron al perrito del basurero, los voluntarios que se ofrecieron a darle asilo a Yoda mientras se abrían las jornadas de adopción fueron Pet Places, una empresa encargada de ofrecer una gran variedad de alojamientos en los que se permiten mascotas, para que sus dueños no pasen sus vacaciones alejados de ellas.

Pero lo último que habría imaginado el perrito era que una nueva familia llegaría a su vida tan pronto.

Ahora el pequeñín vive en este enorme lugar

Las personas de Pet Places adoptaron a Yoda y ahora él vive en un hotel de lujo donde por fin tiene un techo seguro y muchas personas que lo conscienten y querrán para siempre. Así fue como este perrito pasó de vivir una de las peores experiencias, a ser el más consentido de todos en este hermoso lugar.

¡Te invitamos a compartir esta historia con otras personas para que ofrezcan apoyo a los animalitos desamparados, pues nunca se sabe quién pueda terminar ayudándolos!

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!