Desde un refugio ruegan que alguien adopte a un perro anciano abandonado que sueña con un hogar

Es muy triste que algunos amigos peludos sufran por culpa de seres que sin escrúpulos actúan en contra de los indefensos animales.

Tal como le pasó a Kaos, un perrito anciano que fue abandonado a su suerte. El personal del refugio reveló que este rescate es el más triste que les ha tocado vivir.

Este adorable perrito es cariñoso y tranquilo, pero tiene una mirada muy triste por el abandono de su familia. Y ahora busca un hogar para pasar sus últimos años fuera de una jaula.

Aunque las personas que trabajan en los refugios de animales están acostumbradas a historias trágicas, hay situaciones que no pueden olvidar, y en la Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Málaga lo saben muy bien.

“Los rescatistas somos testigos de casos de abandono diario, tales como perros atados a la puerta, dejados en los alrededores del refugio, tirados en la calle”, escribieron en una publicación que se volvió viral.

La historia de Kaos siempre quedará grabada en sus memorias.

“Hay casos que duelen más que otros, y este es uno de ellos. Nos parte el alma saber que hay gente que es capaz de abandonar a animales de una edad avanzada, como es el caso de Kaos”.

Quienes rescatan a estos animales son ángeles en la tierra que siempre están dispuestos a ayudar a estos indefensos y vulnerables seres.

“No comprendemos cómo alguien puede ser tan desalmado, tener tan poca humanidad para decidir un día abandonar a su suerte a quien le ha dado todo su amor y confianza”.

Kaos es un cachorro y aunque tiene una avanzada edad tiene mucha energía y anhela recibir amor. A pesar de verse alegre y sano, Kaos tiene una mirada triste por la decepción que tuvo tras ser traicionado por los que más amaba.

“Nos rompe el corazón ver cómo Kaos duerme en el suelo frío, cuando debería hacerlo en una casa para pasar felizmente sus últimos años.

Las personas que abandonan a sus animales no piensan lo dura que es la vida en el refugio, sobretodo para un perro anciano. Kaos no se merece esto”.

El personal del refugio no puede entender cómo su familia fue capaz de dejar tirado a Kaos en un terreno bajo el sol inclemente, sin alimento y sin agua.

“Vamos a luchar porque Kaos tenga un final feliz, y que sus últimos recuerdos no sean los de una jaula fría y solitaria. Vamos a luchar porque construya recuerdos nuevos, y tenga un hogar”.

El personal de la institución anima a las personas para que adopten a Kaos dejando a un lado los prejuicios de la edad, y que estén dispuestos a darle a nuestro abuelo canino lo que tanto anhela y el amor que se merece.

“No dejemos que Kaos pase sus últimos años en la protectora”.

Comparte la historia de Kaos, un perro gentil, amistoso, muy dócil y cariñoso. Aunque su familia le falló él no pierde la esperanza en las personas y está listo para encontrar un nuevo hogar.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!