Un perro anciano sin nada de pelo detiene un coche en un camino de tierra para pedir ayuda

Un vulnerable perro anciano sin nada de pelo tuvo la gran suerte de lograr conmover a una pareja, haciendo que se detuvieran para pedirles la ayuda que tanto necesitaba.

Cuando Danielle Finley y su novio conducían por un camino de tierra en una zona rural de Pensilvania, Estados Unidos, vieron un pequeño animal corriendo hacia ellos. Pensaron que era un mapache o algo parecido, pero jamás imaginaron que se tratara de un perro.

Era un pobre perro sin pelo que buscaba ayuda desesperada

perro

«Pensábamos que se iba a escabullir del camino en un minuto, así que seguimos conduciendo. Pero no se escabulló, así que nos detuvimos, y él vino corriendo y miró hacia el interior del coche», dijo Danielle.

Fue entonces cuando Finley y su novio vieron bien al animal, que resultó ser un un perro cairn terrier ancianito y sin pelo.

«De hecho, teníamos dos de nuestros otros perros, nuestros dos Boston terriers, con nosotros, así que salimos del auto y lo revisamos. Era amable, así que sacamos algo de comida para perros y un poco de agua», agregó la joven.

Llamaron al perro Phil, el pobre devoró la comida y el agua que la pareja le ofreció

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Dirt Road Phil (@dirtroad_phil)

Pero Danielle sabía que tenían que hacer mucho más por él. Si pertenecía a alguien, definitivamente estaba perdido. Y si no era de nadie, no podía quedarse allí solito. Así que no dudaron en recogerlo para llevarlo a casa.

Primero pensaron que Phil padecía sarna, una afección contagiosa causada por los ácaros que se introducen en la piel y que provocan la pérdida de pelo. Pero el veterinario les dio otro diagnóstico que los dejó sorprendidos. Se trataba de una condición en la piel muy severa, solo por estar a la intemperie.

El corazón de Danielle se partió en dos al descubrir que el solo hecho del abandono y el desamparo lo dejó sin pelo, y con un picor y un olor insoportables.

Sobre la condición de Phil que comentó el veterinario, Danielle dijo:

«La parte inferior de los dientes de él está aplastada, por lo que su teoría es que probablemente se deba a que lo mantuvieron en una caja todo el tiempo, y finalmente, lo abandonaron, porque sus problemas de salud se salieron de control».

Pero independientemente de lo duro que pudo ser su pasado, la buena noticia era que Phil había encontrado su hogar para siempre, pues para Danielle y su novio, aunque mantenerlo y cuidarlo era realmente difícil, ya no se sentían capaces de cerrarle las puertas de su corazón.

«Tenemos otros tres perros, así que ¿por qué no agregar uno más al clan?», dijo la admirable mujer.

Por ahora, Phil está recibiendo una dieta especial para ayudarlo a mejorar, y su pelaje está volviendo a crecer lentamente. Poco a poco le va saliendo una débil pelusilla en su piel, tristemente le quedarán unos parches permanentes, pero a Danielle solo le importa reparar su corazón.

Muchas personas cuando lo ven, dicen que parece una hiena o «el chupacabras». Pero para su dueña, cuando lo mira a los ojos, definitivamente es la criatura más dulce, hermosa y adorable que puede existir.

«Él sólo quiere acostarse y relajarse contigo todo el tiempo. Además de eso, está su carita, tiene esa mirada en sus ojos como si estuviera agradecido todo el tiempo. Es como si no pudiera creer que tiene un lugar cómodo para acostarse todos los días».

Phil se lleva muy bien con los otros tres perros de rescate de Finley, aunque ha formado un vínculo particularmente estrecho con su terrier de Boston más viejito, Lily.

“Pasan bastante acurrucados la mayor parte del tiempo. Casi siempre puedes encontrarlos apretujados», comenta Danielle, entre risas.

Phil parece saber lo afortunado que es, y constantemente muestra afecto. Pero su dueña reconoce orgullosa que ella es desde luego la más bendecida y suertuda de tenerlo en su vida.

Es muy conmovedor ver cómo un perrito con un destino desolador encontró a sus ángeles en el lugar correcto, que cambiaron su vida para siempre.