Perro callejero se resiste a moverse desde que construyeron una tienda y los empleados actúan

OXXO es una cadena de tiendas mexicana, cuyos trabajadores suelen ser muy buenos con las mascotas. Un ejemplo de eso es que desde sus redes sociales presumieron a su empleada del mes: Chaparrita, una perrita de color negro que hasta porta el uniforme de la tienda.

Toda la plantilla se caracterizó siempre por su gran corazón y respeto por los animales. Esta vez, adoptaron a un perro callejero llamado Migajón, y luego pidieron permiso públicamente para construirle una casa pintada con los vivos colores de la franquicia afuera de la tienda.

Chaparrita, la empleada del mes

La historia de Migajón fue compartida por un usuario identificado como Angel A’s Alfaro. Él relató que el perro había estado en la tienda desde el inicio de su construcción, y se volvió parte del establecimiento.

“Por fin algo muy bueno del Oxxo, aquí sí redondeo. Y los compañeros adornándole para Navidad. La casa de Migajón ya quedó decorada. Y ahora tiene una compañera más. Migajón estuvo desde que empezaron a construir el Oxxo. Cuando se inauguró seguía ahí, así que los empleados pidieron permiso para construirle su casita”, señaló Ángel.

En las imágenes compartidas por Alfaro, se puede ver que realmente la casa del can ya cuenta con todos los adornos navideños respectivos. El tierno gesto de empatía por parte de los empleados de la tienda fue alabado por cientos de cibernautas.

Por fortuna, para nuestros mejores amigos caninos, tal parece que este tipo de acciones vienen en aumento. Y es que, desde que se inició la pandemia, varios establecimientos comerciales se han abocado a adoptar y a añadir a su planta a varias mascotas.

Migajón parece muy orgulloso de su casita

Por su inmensa fidelidad, Migajón se hizo acreedor de una nueva y cálida casita donde descansar. Esta, incluso, tiene un logotipo con su nombre para que los clientes lo puedan identificar como un miembro más de la gran familia Oxxo. Todos los empleados se turnan para cuidarlo y llenarlo de abrazos.

“El perro ha sido fiel a la sucursal de la tienda desde que comenzó su construcción y así se hizo acreedor a una casita”, aseguró uno de los trabajadores.

De acuerdo con Ángel A’s Alfaro, Migajón se mantuvo deambulando alrededor de la zona hasta la apertura de la tienda. Al principio, los trabajadores pensaron que se marcharía, pero vieron sorprendidos cómo el perrito se negó a retirarse. En vista de ello, hablaron con los dueños de la tienda y todos acordaron adoptarlo.

Así que ahora el perro es la mascota de Oxxo. Allí come, duerme y es feliz. Pasa los días entretenido observando los adornos navideños con los que decoraron su casa. Recibe el calor de un hogar y el amor, no solo de los empleados de la sucursal, sino de los clientes frecuentes que ya se acostumbraron a verlo por ahí.

Comparte esta hermosa historia. Esperemos que actos de bondad y solidaridad para con los seres más vulnerables se potencie y se siga imitando en todos los lugares del mundo.