Muere su único amigo y pierde toda esperanza… Pero su vida cambiaría para siempre

Spyder es un lindo perrito que tuvo que pasar por la dura experiencia de vivir en las calles. Por suerte, a su lado siempre estuvo su mejor amigo, un perro que lo quería y protegía en todo momento. En noviembre, Spyder y su amigo fueron rescatados, pero su terrible estado de salud haría que su amigo no lograra sobrevivir.

Spyder y su amigo vivían en Carolina del Norte en los Estados Unidos.

Esto fue un golpe muy duro para Spyder, quien ya se encontraba sumamente desnutrido y demacrado. La conexión que tenía con su mejor amigo era tan grande, que cuando éste murió se negaba por completo a separarse de sus restos. Estaba completamente aterrado y no quería enfrentar el mundo sin la compañía de quien siempre estuvo a su lado.

Spyder simplemente dejó de comer y de tomar agua por varios días.

Su estado era tan delicado que decidieron buscar un hogar temporal para él. Gracias a la atención y el amor de sus padres temporales, logró recuperar poco a poco la fe en las personas. Ahora solo era cuestión de encontrar un hogar definitivo para él.

Spyder logró superar su problema más urgente que era la desnutrición acentuada por su depresión.

Por suerte, Anne Grasso y su familia estaban buscando un nuevo perrito para tomarlo en adopción, y cuando escucharon la triste historia de Spyder sabían que debían darle una oportunidad para volver a ser feliz.

“Le mostré a mi mamá alguna de sus fotos y le conté su historia. Cuando leyó todo por lo que había pasado me dijo: Él es el indicado”.

Para Spyder no fue una tarea sencilla lograr conectar con su nueva familia. Estuvo durante una hora junto a su familia temporal hasta que tuvo ánimos de acercarse a la familia Grasso. Fue un trabajo difícil, pero una vez que lo lograron parecía que no estaban dispuestos a separarse.

“Una vez que hace la conexión y comprende que puede confiar, comienza a amar incondicionalmente”.

Ahora este adorable perrito se encuentra viviendo una nueva vida junto a su nueva familia. El amor que le han dado lo ha ayudado a recuperarse de todas las experiencias traumáticas que vivió en la calle; pero lo mejor estaba por venir. Jake lograría hacer un nuevo amigo.

La familia de Anne originalmente quería un perro más pequeño, pero no pudieron resistirse a Spyder

Sin duda, Jake extrañaba enormemente tener un amigo; y logró entablar una enorme amistad con Bo, el otro perro de la familia. En el pasado, Bo había tenido muchas dificultades para lograr ser amigo de otros perros, pero con Jake la conexión fue completamente instantánea.

“Creo que es perfecto para Bo porque es tranquilo. Adoran pasear juntos”.

Ahora estos perros se han vuelto completamente inseparables y se cuidan entre sí. Spyder tiene mucha paciencia al esperar a Bo en los paseos, porque entiende que él camina un poco más lento por su edad.

La familia Grasso le cambió el nombre a Spyder por Jake.

The Dodo

No hay nada como una verdadera amistad para lograr superar los momentos difíciles, y ahora el lindo Jake podrá retomar su vida en compañía de su familia y de Bo.

Te invitamos a compartir esta adorable historia para recordar el enorme corazón que tienen los perritos.

👇 NUESTRO VIDEO DEL DIA 👇

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!