Un estudio demuestra que los perros son la mejor compañía para las mujeres en la cama

Un estudio realizado recientemente por investigadores del Canisius College en Buffalo, Nueva York, sugiere que las mujeres tienden a dormir mejor junto a sus mejores amigos peludos que con los humanos o con los gatos. La investigación fue dirigida por la profesora Christy L. Hoffman y analizó a 962 mujeres en Estados Unidos. De la suma total de las participantes, el 55% reportó compartir su cama con al menos un perro, el 31% con un gato y el 57% dijo dormir con su pareja.

Después de un meticuloso análisis, se pudo concluir que existe una relación directa entre el hecho de compartir la cama con un perrito y dormir mejor. Es decir, la presencia de un perro en el dormitorio influye en los hábitos de sueño y en la percepción sobre la calidad del mismo.

«Pensé que las participantes habrían calificado a sus perros y compañeros humanos de manera similar en términos de la comodidad y la seguridad que brindan, pero sorprendentemente, las mujeres calificaron a los caninos como mejores fuentes de confort y seguridad que a los humanos», señaló la profesora.

Así, las mujeres que duermen acompañadas por su perro padecen menos perturbaciones del sueño, sintiéndose también más cómodas y seguras por el hecho de que su amigo peludo duerma junto a ellas.

Sin embargo, quienes duermen con gatos sufren exactamente el mismo nivel de alteraciones en su sueño que genera el dormir con una pareja, sintiendo menos comodidad y seguridad que la que se experimenta al dormir con un perro.

“Las personas con perros dijeron sentirse cómodos pensando que su perro los alertará en caso de un intruso u otro tipo de emergencia. Es menos probable que un gato asuma este papel», dijo Hoffman.

La razón de este inesperado resultado se debe a las personas que tienen perros construyen mejores hábitos de sueño y rutinas cada día mucho más estrictas, en comparación con las que no tienen animales en su hogar. Simplemente, si tienes un perrito es imposible que no vayas a la cama temprano para que puedas levantarte al día siguiente a llevarlo de paseo.

“Los dueños de perros tienen que adaptarse a las necesidades del animal para ir al baño cada mañana, y esto ayuda a mantenerlos en una rutina relativamente estricta. Además, el periodo de sueño de los perros es más similar al de los humanos que el de los gatos”, agregó Hoffman.

Sin duda alguna, no existe una sensación más placentera que despertar y abrazar al ser que más te ama en el mundo. Así que, a partir de este momento, puedes mandar a tu pareja al sofá y quedarte con tu mejor compañero de vida.

¡Comparte esta increíble noticia con todos tus amigos y recuerda que no hay amor más puro que el de un perro!

👇 NUESTRO VIDEO DEL DIA 👇

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!