Pierde la movilidad de sus brazos y su leal perro la ayuda cada día a comer

Ante las más fuertes dificultades hay cosas que ninguna barrera es capaz de detener y esas son el amor y el arte. Precisamente los motores que mantienen a salvo a una pintora tetrapléjica que ahora cuenta con la mejor de las compañías.

Enlaces patrocinados

Este peludito es su mejor amigo.

En el momento en el que la talentosa pintora israelí Bracha Fischel perdió su movilidad creyó que su futuro se había venido abajo. Esto ocurrió en el 2006, después de enfermarse de artritis reumatoide con afectación espinal y que esta derivara en tetraplejia.

Sin embargo, con constancia y determinación retomó su carrera artística y aprendió a crear con su boca debido a la imposibilidad de pintar con las manos.

Bracha es un gran ejemplo de vida.

Pero además de su fortaleza espiritual, hay alguien que la está ayudando a superar todas las barreras. Se trata de su perrita de servicio llamada Donna a quien conoció el año pasado y que ahora se ha convertido en su más fiel acompañante.

Esta peludita hace todo por su humana.

La peluda ayuda a Bracha en todo lo que puede, desde abrirle la puerta, quitar obstáculos de su camino hasta pasarle los pinceles.

Enlaces patrocinados

Puede decirse que el arte de Bracha ahora cuenta con la patita amiga de Donna.


Pero la amabilidad de la peluda la ha llevado a hacer cosas jamás imaginadas para un peludo, y es que Donna ahora también alimenta en la boca a su amada dueña. La mujer se siente agradecida y orgullosa.

«Donna trae pinceles a mi boca, así como lápices, rotuladores. Todo lo que necesito para pintar y comer. Aparentemente, es la primera perra que aprende a hacer esto», dijo Fischel.

Con ayuda de una cucharilla especial, la peluda toma la comidita de la pintora y se la acerca a la boca. Donna usa sus tientes para sostener la cucharilla, mientras que su dueña acerca la cabeza y acepta cada bocado.

Bracha recibe amorosamente el alimento.

Enlaces patrocinados

Sin duda que su amistad y cariño se siente a flor de pelaje, pues quien ve a estas compañeras en acción no deja de conmoverse con los gestos de amabilidad que prodiga la perrita.

Donna y Bracha son un dúo fantástico.

La cachorrita de raza labrador se ha ganado los corazones de muchos en las redes sociales, después de que un familiar de Bracha abriera una cuenta en Instagram la que comparten no sólo el arte de esta mujer, sino las evidencias de su vínculo especial con su mascota.


Donna es una peludita de servicio que pasó por un entrenamiento, pero los cuidados y atenciones que da a su compañera humana van más allá de cualquier compromiso.

En los vídeos se nota el amor con el cual la peluda ayuda a la artista, más que una obligación lo hace porque la ama. Lo más hermoso es que ese sentimiento es mutuo y estas amigas son ahora inseparables.

Enlaces patrocinados

Los perros nos asombran con todo lo que son capaces de hacer por sus humanos, comparte la historia de Donna y envíale tu amor y saluditos.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!