ADORABLE – Piglet, una princesa de labio leporino, nacida para devolver todo el amor que recibe

Esta gatita tiene algo especial, desde el momento en el que ella y sus hermanos fueron encontrados huérfanos hace dos años, todos notaron que era algo diferente a los demás y es que en su carita tenía algo muy notable.

La nombraron Piglet apenas la vieron, notaron que era única, la gatita tenía labio leporino.

Y a pesar de padecer esta condición, su paladar era completamente funcional y esta hermosa gatita podía respirar y hacer todo como un gatito normal.

Sin embargo, quedaba mucho camino por delante, pues tanto Piglet como sus hermanos estaban muy pequeños y frágiles cuando fueron encontrados, por lo que debían alimentarlos con biberón y cuidarlos las 24 horas del día.

Poco a poco los resultados de estos cuidados fueron dando sus frutos y todos crecieron grandes y fuertes. Ahora solo necesitaban encontrar un hogar donde fueran queridos.

Una de las técnicas veterinarias del hospital en donde fue atendida esta camada vio a Piglet, desde que ella llegó cuando apenas era una diminuta gatita con los ojos aún cerrados.

Esta joven no pudo evitar enamorarse de Piglet, esta hermosa amiguita era muy dulce y especial.

Tan pronto como esta minina estuvo estable fue llevada a la casa de esta joven para vivir juntas y felices por siempre.

La condición especial de esta gatita no la puede frenar en lo absoluto, es una gatita muy dinámica y divertida, apenas entró en confianza en su nuevo hogar, empezó a correr y se divirtió mucho.

Hasta el momento Piglet ha visto a muchos veterinarios para que examinen su condición y todos han llegado a la misma conclusión: esta hermosa gatita especial no necesita someterse a cirugía, pues no la necesita en lo absoluto. Piglet puede respirar y comer como una gatita normal. Debido a esto, Piglet continuará su vida de esta manera.

Ya han pasado dos años desde que fue encontrada con sus hermanos y se encuentra en perfecto estado.

La gatita especial es muy traviesa y tiene una personalidad muy fuerte y divertida, le encanta jugar con su madre humana, es imparable.

Pero no solo es una gatita divertida, también tiene un corazón de oro. Un tiempo después, Piglet conoció a Littlefoot, un pequeño chihuahua que fue rescatado en Los Ángeles, este pequeño se encontraba muy enfermo.

Al ver a este desvalido perrito, Piglet y su enorme corazón decidieron brindarle apoyo a este pequeño, tan solo con verlo la gatita se acostó junto a él y lo abrazó, ella quería darle a él el mismo amor que recibió cuando fue rescatada.

Love Meow / Catster

Ella es una hermosa y noble gatita diminuta que a pesar de su pequeño tamaño y peculiar aspecto tiene mucho por dar y enseñar.

No olvides compartir su historia.

NUESTRO VIDEO DEL DIA

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!