Pitbull se convierte en el mejor papá adoptivo para todos los cachorros que entran por su puerta

Riot es un pitbull muy especial que se ha robado el corazón de todos en las redes. Veronica Pflueger lo adoptó hace años y en aquel entonces no podía imaginar el maravilloso nexo que formaría con él. Cuando lo conoció en el refugio no encontró mayor información sobre su pasado. Sólo estaba claro que era un pequeño lleno de vida y que necesitaba con urgencia de una familia.

Riot vive en Carolina del Norte, en los Estados Unidos.

En muchos lugares, los perritos pitbull no son tomados en cuenta para adopciones ya que muchos creen que tienen un comportamiento agresivo. Sin embargo, nada más lejos de la realidad. Para comprenderlo, basta dar un simple vistazo a la maravillosa historia de Riot.

Riot fue adoptado siendo apenas un cachorro.

Con el paso del tiempo, Veronica y su esposo decidieron ayudar a muchos más perritos. No podían tener demasiados en casa pero se dedicaron a abrir las puertas de su hogar al menos de manera temporal. Esto resulta fundamental para ayudar a los peludos a socializar y a aprender cómo comportarse.

“Riot fue quien nos inspiró a ser padres temporales de otros perritos”, dijo Veronica.

Así tendrán muchas más posibilidades de ser adoptados y conseguir un hogar definitivo. Su primera preocupación era saber cómo reaccionaría el hermoso Riot con otros perritos. Jamás imaginaron que sería él mismo quien se ocuparía de ser un padre ejemplar para todos.

“Los cachorros no se separan de él. Toman la siesta abrazados y juegan. Riot trabaja y nos ayuda a cuidarlos”, aseguran sus dueños

Riot ha enseñado a decenas de perritos cómo ser una buena mascota. A la hora de dar los primeros paseos, los peluditos lo siguen a todos lados. Cada vez que conoce a un nuevo cachorro, comienza a saltar de emoción y mueve su cola a todos lados.

Riot deja que los cachorros jueguen con su cola, se trepen sobre él y hasta que le den pequeños mordiscos.

Incluso parece comprender que él mismo pasó por esa difícil situación hace algunos años. Cuando no se encuentra siendo el mejor padre del mundo, Riot adora hacer todo tipo de travesuras en casa. Pasa horas enteras bajo las cobijas y a veces realiza las cosas más impensadas como bañar a sus juguetes.

“Es muy juguetón y le gusta desaparecer entre mantas hasta que parece un burrito de pitbull”, bromea Veronica.

Sin embargo, su cosa favorita en todo el mundo es conocer nuevos perritos. Veronica y su esposo suelen recibir pitbulls y muchas veces se trata de perritos que vienen de un duro pasado. Afortunadamente, un par de días con Riot son suficientes para dejar los días oscuros atrás.

“Es muy sensible. Sabe cuándo sucede algo malo y se sube a tu regazo para darte besos y asegurarte que todo estará bien”, explicó Veronica.

No hay dudas de que este hermoso pitbull seguirá ayudando a muchos otros peludos a recuperarse y a comenzar una nueva vida. Es un papá maravilloso y es una prueba más del enorme corazón de los animales.

¿Habías visto un perrito tan amoroso como Riot? Comparte esta nota para crear conciencia y luchar contra los injustos estereotipos que la gente tiene sobre esta raza.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!