Pitbull con la sonrisa más dulce ha estado esperando durante 981 días por un hogar fijo

En el mundo hay muchas personas que aman a los perritos, que son capaces de hacer cualquier cosa por verlos sanos y ofrecerles un hogar lleno de amor. Pero lamentablemente existe un pequeño número de personas que las abandonan sin medir las causas ni consecuencias.

Como efecto dominó un perrito tras otro es abandonado.

Así le pasó a nuestro protagonista Nitro, un perrito que fue llevado al Refugio de Animales Brookhaven en Nueva York, después de haber sido encontrado por un buen samaritano. Al llegar al refugio inmediatamente el hermoso peludito cautivó a todos los trabajadores con su encantadora sonrisa. Por ser un pitbull todos asumieron que estaría poco tiempo con ellos y que pronto tendría un hogar permanente.

El perrito llegó al refugio en agosto del 2016.

Para sorpresa de todos ya han pasado 981 días y el sonriente perrito sigue en el refugio con el anhelo de ser adoptado. Nitro no parece entender por qué sigue en ese lugar esperando amor permanente. Afortunadamente, todos en el refugio juegan y quieren a Nitro, pero no es lo mismo que tener atención especial las 24 horas del día todos los días por una familia que te acepte y ame como eres.

Nitro de 5 años de edad sigue esperando una familia para llenarlos de travesuras y amor.

Brittany Broderick voluntaria del refugio de animales señala que a pesar de Nitro haber encajado perfectamente con los trabajadores le ha tocado bastante duro al ver que muchos perritos se van y él aún queda en el refugio.

“Llorará pensando en su perrera cuando llegue su día, pero cuando salga tendrá una sonrisa en su rostro y será recordado por todos los voluntarios”.

El encantador perrito ha pasado por muchas cosas, aunque se desconoce su pasado su presente lo ha tomado con una hermosa sonrisa en su rostro. Todos en el refugio afirman que ningún otro perrito ha tenido una sonrisa tan grande como la de él.

Le encanta estar en el patio jugando y sonriendo.

The Dodo

Nitro es un perrito muy activo, le encanta jugar, correr y caminar. Estaría feliz de permanecer a una familia que entendiera su ritmo y lo ayudara a drenar toda la energía que tiene. Por su carácter preferiblemente espera una familia sin niños, y si tienen que puedan educarlos a ambos con amor y respeto.

Nitro sólo quiere una familia que le brinde amor incondicional. Ayúdanos a compartir la nota para que este sonriente perrito pueda encontrar hogar fijo.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!