Policía toma en brazos a un pitbull al borde de un destino fatal y no puede separarse de él

Cuando hablamos de héroes nos referimos a esas personas que superan por mucho la ficción y siempre están para atender la realidad inmediata de otros que necesitan ayuda.

Unos de esos héroes son los policías, quienes se han convertido en verdaderos guerreros que velan no solo por la seguridad sino por el bienestar de los peluditos más vulnerables.

Una llamada anónima cambió la vida de dos perritos maltratados.

Recientemente, policías del Condado de Niagara, en Nueva York, atendieron al llamado de una persona anónima que les comunicó que en una residencia vecina habían dos perritos en el patio trasero en terribles condiciones.

Los perritos fueron trasladados a Niagara County SPCA.

Un grupo de policías se acercó a la residencia y encontraron a los dos perritos viviendo una verdadera pesadilla. Uno de los peluditos era Foregin, quien tenía una de sus patitas en mal estado.

Ambos perritos tenían fuertes lesiones en sus patitas.

Sin embargo, el otro perrito llamado Hemi, era quien peor lo estaba pasando, estaba completamente demacrado, deshidratado y al borde de la muerte.

De no haber llegado el grupo de rescate, posiblemente el desenlace de esta historia hubiera sido desgarrador.

El perrito maltratado era muy receptivo con sus cuidadores.

Hemi tenía un delicado estado de salud, una de sus patitas traseras estaba hinchada y muy maltratada, debido a su condición no podía caminar, por lo que uno de los oficiales lo tuvo que tomar entre sus brazos y cargarlo hasta la patrulla donde fue trasladado al centro clínico veterinario.

En un comunicado el Departamento de Policía de Niagara comentó:

“Es desgarrador pensar que Hemi es solo un bebé y que este terrible trato que ha tolerado es todo lo que conoce, pero le aseguramos que su vida será mejor de ahora en adelante. Por favor, oren por Hemi y su amigo, para una pronta recuperación.”

La labor de los policías fue mucho más allá de un rescate, abrieron una página GoFundMe con la intención de recaudar la mayor cantidad de fondos posible para el tratamiento de los perritos.

Su compromiso superó cualquier barrera, incluso uno de los oficiales decidió adoptar a Hemi, el mismo que lo cargó en sus brazos.

La ayuda de los funcionarios policiales fue mucho más allá de velar por la seguridad, ellos también fueron parte de la recuperación.

Estos policías saben que animalitos tan leales y amigables merecen lo mejor, y ellos, estaban dispuesto hacer todo lo posible por mejorar sus vidas.

Afortunadamente, muchas personas donaron y fue posible que ambos perritos recibieran tratamiento. Ambos peluditos lograron recuperarse por completo.

Los perritos solo merecen recibir más amor del que pueden dar.

Solo fue cuestión de tiempo para que el policía y héroe de Hemi pudiera llevárselo a casa. Actualmente el perrito está disfrutando de un verdadero hogar y una familia que está dispuesta a darle todo el amor que se merece.

Qué bonito saber que aún existen personas dispuestas a cambiarles la vida a los perritos vulnerables.

Sin duda, los verdaderos héroes son esos que lejos de la ficción enfrentan grandes batallas. Tú también puedes ser uno y salvar a un perrito. Anímate a adoptar y transforma una vida. ¡Comparte!